PRISA utiliza cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia de navegación y realizar tareas de analítica. Al continuar con tu navegación entendemos que aceptas nuestra política de cookies.

Cerrar

El Boomeran(g)

El blog literario latinoamericano

lunes, 26 de agosto de 2019 suscribirse a novedades

Novedades

imagen descriptiva

www.elboomeran.com | 03/4/2017

CLAVES DE RAZÓN PRÁCTICA

Georges Steiner ¿el último europeo?

En este artículo de la revista Claves de Razón Práctica nº 251 el escritor Danubio Torres Fierro escribe sobre el personaje de George Steiner y tres de sus textos que definen la figura del pensador francés como una de las figuras intelectuales más importantes de nuestro tiempo. Steiner, como demuestra en sus escritos, tiene una voluntad deliberada y afirmativa de ser europeo y, por extensión, el miembro de una civilización que debe defender, difundir y exponer.

[Comienzo del artículo]

Algunos años atrás, en la ciudad de México, George Steiner dictó una serie de conferencias, entre ellas una en la sala del Palacio de Bellas Artes, colmada de un público atento y entusiasta. Steiner (menudo, con el brazo izquierdo lisiado, a medias sonriente) estaba hospedado en el hotel Camino Real, el edificio imaginado por el arquitecto Ricardo Legorreta. Una tarde, con un amigo común, salimos a caminar con Steiner por los alrededores. Ya en la calle, en una esquina próxima, él de repente se entreparó y comentó: "Me siento como en mi casa". La razón de ese reconocimiento inopinado era que había leído las placas con los nombres de las calles y descubierto que se llamaban Leibnitz, Shakespeare, Kepler, Hegel, Schiller. Esos apellidos, y lo que significaban e irradiaban, configuraban, en efecto, la casa matriz de Steiner, y verlos allí, en una zona de la ciudad de México, era encontrarse con un sentido de pertenencia y una patria compartida. Algo similar a dar un paseo por el Barrio Latino de París, con sus reverberaciones prestigiosas. "Existe -escribió Steiner en La idea de Europa- una relación esencial entre la humanidad europea y su paisaje"; y, para explicar la sentencia, añade que "las calles, las plazas recorridas a pie por los hombres, mujeres y niños europeos llevan, centenas de veces, nombres de estadistas, militares, poetas, artistas, compositores, científicos y filósofos". De ahí, entonces, su sorpresa y admiración al toparse ahora con ese mismo paisaje.

[ARTÍCULO COMPLETO EN PDF]

Compartir:

Página diseñada por El Boomeran(g) | © 2019 | c/ Méndez Núñez, 17 - 28014 Madrid | | Aviso Legal | RSS

Página desarrollada por Tres Tristes Tigres