PRISA utiliza cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia de navegación y realizar tareas de analítica. Al continuar con tu navegación entendemos que aceptas nuestra política de cookies.

Cerrar

El Boomeran(g)

El blog literario latinoamericano

martes, 26 de septiembre de 2017

 Blog de Vicente Molina Foix

Sobre el cómic 1

Antes de escribir, esta misma semana, acabado el rodaje de la película, el texto prometido a raíz de la polémica surgida por mi artículo de la revista ‘Tiempo' llamado ‘Dibujos animados', anticipo hoy la primera réplica urgente que se publicó -en un amplio dossier dedicado al asunto por la propia revista en su número del pasado 2 de octubre- a fin de que se conozcan todos mis pasos en este asunto.


Fobias y amores locos

Escribo este artículo, siguiendo la muy razonable petición de ‘Tiempo', para tratar de explicarme ante aquellas personas que, en un número sorprendentemente elevado, se han sentido ofendidas por mi artículo ‘Dibujos animados'. Y escribo, por desgracia, para una minoría, pues, junto a la legítima argumentación razonada de una queja o un rechazo a mi texto, lo predominante en esas ofendidas reacciones ha sido la expresión de un grotesco fanatismo propio de secta de iluminados. Por fortuna sé de sobra que los amantes del cómic, la historieta y el cine de animación ni mucho menos son todos de esa baja calidad. Reitero aquí que no aprecio tales formas de expresión, pero me precio de tener entre mis mejores amigos a entusiastas del cómic, como, por ejemplo, el filósofo Fernando Savater, la poeta y profesora Ana Merino o el poeta Luis Alberto de Cuenca, sin olvidarme del inolvidable Terenci Moix, autor de uno de los primeros ensayos serios sobre la materia, que leí en su día y conservo anotado, con la dedicatoria del autor, en mi biblioteca.


No me gustan las películas de animación (dediqué un capítulo de mi reciente libro ‘El cine de las sábanas húmedas' al porqué) ni tengo ‘feeling' por la historieta, que conozco (sin seguirla religiosamente al día, eso no) más de lo que piensan algunos de mis indignados replicantes. Pero ¿por qué tanta saña sobre un artículo de 40 líneas? Cuando uno escribe en periódicos, como yo lo hago regularmente desde hace 40 años, la vehemencia puede a veces ser un instrumento para iniciar una polémica; haciendo un recuento rápido, recuerdo haber escrito, sin ser yo un columnista del género ‘killer', textos más abrasivos que ‘Dibujos animados' contra, por ejemplo, el teatro del celebrado director Pandur (al que prefiero llamar ‘Pladur'), el cine del iraní Kiarostami y el flamenco, éste último en estas mismas páginas. Eran artículos que reflejaban mis gustos y trataban de expresar una disidencia sin pretender -al contrario que muchos de los que ahora me han contestado en cartas y foros- boicotear, prohibir ni atentar contra la existencia de ninguno de ellos. Mi único ‘delito' en todos estos casos está hoy por hoy amparado por la ley y es además incruento, pues no sale del campo del juicio estético; Kiarostami sigue imparable su carrera de honores internacionales y el cómic goza de excelente salud, realizado, publicado, leído masivamente y premiado.


De igual modo, cuando alguien desprecia olímpicamente, con el inevitable defecto de la generalización en que incurrí, "el cine francés", "la ópera" o "el arte conceptual", yo, deplorando esa actitud, no empuño las armas ni pido cabezas; algunas de ellas son cabezas queridas. Está, por otro lado, la escala de valores artísticos, y en ese sentido creo sinceramente que Ionesco o Boris Vian se merecen más conmemoración que Astérix, del mismo modo que pienso que la avalancha mediática a favor del mundo del cómic no tiene su correspondencia en el tratamiento de la videocreación o la música clásica contemporánea, terrenos que a mí me interesan muchísimo más.
Cuando leí el viernes 18 mi artículo ya publicado en ‘Tiempo' (lo había escrito con anticipación, para no mezclarlo con el rodaje de mi película ‘El dios de madera'), me pareció que había dos pasajes desproporcionados. Uno es la comparación filatélica, y por ella pido disculpa, pues es claramente injusta, aun como ironía. También iba a disculparme por la frase del "escaso aprovechamiento", pero ahora, al leer los comentarios más cafres (Tiempo ha publicado sólo cartas comedidas en su "Buzón" impreso) que me han llegado lo reconsidero. En gente de mucha valía intelectual (el reciente y tristemente desaparecido Juan Antonio Ramírez, cuyos estudios sobre el cómic y la arquitectura fílmica me apasionan, es uno de ellos) la frecuentación de la historieta no causa daños colaterales; en otros, por desgracia, parece fomentar la zafiedad y la tontuna.

[Publicado el 26/10/2009 a las 12:15]

Compartir:

Comentarios (17)

  • Pero acaso se puede esperar algo más de alguien que escribe sobre algo que no conoce.

    Increible.

    Comentado por: Keops el 01/11/2009 a las 21:15

  • Coincido con Cooooooook! a Usted le exigieron que se disculpe... si no las va a pedir realmente ¿a qué seguir dándole cuerda a al tiovivo?

    Comentado por: jorge el 01/11/2009 a las 20:28

  • Pensando acerca del sacrosanto derecho a la crítica, encuentro llamativo el interés persistente hacia algo que proclama tan vehementemente no interesarle. En vez de dedicar este tiempo a intentar abrir los ojos de los, al parecer, felices pero incurablemente cortos de vista lectores de cómic, (podemos suponer que no se trata de cerrárselos para que no los lean) ¿no sería tanto más lógico y efectivo dedicar ese tiempo a señalar los logros que corren el riesgo de pasar desapercibido en los desatendidos campos que sí enriquecen su existencia, como los de la videocreación o la música contemporánea?

    En "Las aventuras de Jeremiah Johnson" (S. Pollack) hay un momento en que se dice que los pieles rojas consideraban la valía de su tribu según la de sus enemigos.
    Dándolo por acertado, escaso valor demuestra quien busca batallar con enemigos que le parecen de poco fuste.

    Comentado por: Cooooooooooooooock! el 01/11/2009 a las 12:50

  • Quiero manifestar aquí publicámente que yo no soy ni por asomo amigo de este botarate,le conocí tiempo atrás y me causó una pobrísima impresíòn,que en comparación con la que me causa en la actualidad pareceria incluso buena.
    Trás conocerle tuve un terrible acceso casposo que me postró en cama varios dias con delirios tremendos y un tremendo malestar,lo pasé fatal.Cuidaos muy mucho de frecuentarle amigos,todo a su alrededor lo convierte en caspa de la que es dificil desacerse,no os compliqueis la vida con él ni busques revancha,él mismo se esta retratando a la perfección y se hundirá en su propio fango casposo y cuando estrene su peliculita y lea las criticas no tendrá sitio para esconderse,
    Recordad!! Misterio,Emoción y Riesgo y olvidaros de las farfulla de acomodados,casposos señoritingos sosos y carentes de imaginación.
    Saludos y buenas lecturas para casi todos.

    Comentado por: FERNANDO SAVATER el 31/10/2009 a las 17:42

  • Creo que la inclusión de una nueva disciplina en los premios nacionales no es responsabilidad de los autores y/o profesionales de esta, sino del consejo que rige estos premios.

    Por otra parte, quien crea que los premios nacionales se han devaluado por la inclusión de una materia que le parece ofensiva por incompatibilidad con su concepto personal de cultura, tiene la posibilidad de renunciar al galardón recibido (y a su dotación económica, ya que se apuntó el tema monetario como parte del oprobio). Hace poco José Tomas y Paco Camino devolvieron sus medallas de oro de las bellas artes por un motivo parecido.

    Criticar se puede y hasta se debe, faltaría más, pero es preferible hacerlo obrando en consecuencia.

    Ahora, si lo que se pretende es que una profesión (o cierta carrera cinematográfica del cercano oriente, o una corriente musical tradicional, expresión única de un pueblo) desaparezca por la simple desavenencia con el gusto personal, estamos ante un problema de otras dimensiones.

    Comentado por: Cooooooooooooooock! el 31/10/2009 a las 16:52

  • Acabo de ver "Hancock"... ¡Qué buena!

    Comentado por: Cooooooooooooooock! el 30/10/2009 a las 23:32

  • DESDE LA OBJETIVIDAD...

    Si fuera capaz de dejar su parcialidad a un lado... se daría cuenta que OBJETIVAMENTE el Cómic es una de las Artes mas complejas que existen, y es raro encontrar una obra PLENA en todos sus aspectos dentro del cómic, porque si nos paráramos a pensar en lo complejas que son ya de forma individual todas las disciplianas que pueden llegar a formar parte de un cómic...

    ...desde su argumento, a su estructuración y ritmo narrativo (cine y literatura?), su composición no solo a nivel de viñeta (cine y fotografía?) sino a nivel de arquitectura de página (diseño gráfico?) por no decir ya en la infinidad de estilismos gráficos (dibujo en todas sus variantes) y la noción de proporcionalidad (casi escultórica?)en las figuras y la noción espacial (si es que el estilismo busca realismo), el entintado (noción de iluminación tan vital en la fotografía?), el color (pintura?)... Y así otras mil diciplinas y artes que se mezclan magistralmente en un ente de pura definición gestáltica: EL "TODO" ES MUCHO MAS QUE LA SUMA DE SUS PARTES, es un Arte con personalidad y originalidad propias...

    No niego que existan obras malas (como en todo), pero la subjetividad y los clichés sociales no deberían ser el referente para juzgar un arte que OBJETIVAMENTE se merece tal definición y, sin duda, un respeto por cualquier persona que se digne a llamarse "culto"...

    Le animo a hacer el mismo ANALISIS OBJETIVO para que se sorprenda en llegar a las mismas conclusiones que yo... Y por qué? Porque en lo OBJETIVO NO HAY TRAMPA NI CARTON SUBJETIVISTA...

    El Cómic es hija de muchas artes que dice usted amar... Quitarse prejucios le permitirá ver en el cómic los mismos rasgo que le hicieron amar las artes que lo engendraron.. Pero para eso se necesita ABRIR LA MENTE, Sr. Foix... No tiene nada que perder y mucho que ganar!

    Comentado por: Dorian el 30/10/2009 a las 19:22

  • suerte con su pelicula, la necesitara.

    Comentado por: pollinea el 30/10/2009 a las 00:54

  • Solo decir que si hubiera usado los mismos argumentos, que no dejan de escudarse en "yo tengo amigos que leen comics y a pesar de todo son mis amigos" y sobre todo un lenguaje basado más en valoraciones negativas que en descalificaciones como ha hecho ahora, se hubiera evitado usted una discusion sobre el comic que no tiene ni mucho menos el nivel que deberia tener. Estoy segura que en los otros articulos en los cuales critica las cosas que no le gustan (a lo cual tiene perfecto derecho, faltaria mas) no generaron una polemica tan absurda y unas descalificaciones tan exacerbadas al haberlas escrito con mayor rigor y menor saña vugar. no es el contenido (aunque no este de acuerdo) son las formas.
    Y esas mismas formas las deberian respetar aquellos que le atacan, ya que algunos caen en sus mismos herrores.

    Comentado por: Isabel el 29/10/2009 a las 11:12

  • En algunos casos, hacer "cine" español no tiene por qué provocar efectos secundarios, en otros, por desgracia, parece fomentar la zafiedad y la tontuna.

    Comentado por: V el 28/10/2009 a las 17:28

  • Ciertamene, incurrió usted en una generalización fruto de lo que yo denominaría, según se puede entrever en el artículo, desinformación en el género.
    Tal vez hubiera bastado con decir que a usted le parece de baja calidad el tebeo del estilo de Mortadelo y Filemón (por repetitivo; aunque a los demás nos apasione digamos por nostalgia de nuestra juventud perdida). Pero claro, dicho así, no tiene una potencia tan atronadora ni hiere sensibilidad alguna. Sin polémica no hay aforo.
    Le invito a que "pierda" su - por lo visto- valiosísimo tiempo en revisar algunas de las ya denominadas "novelas gráficas" de última fractura para comprobar por sí mismo el error que esa generalización contiene.
    En cuanto a su aclaración, que no disculpa, me recuerda al argumento que muchos intolerantes (incultos todos) pronuncian: "tengo muchos amigos negros/gays/analfabetos/obreros..." para camuflar su fobismo bajo una capa de conmiseración superficial y vana.

    Reciba un cordial saludo de un profesor de literatura y amante del cómic.

    Comentado por: Dodger el 28/10/2009 a las 17:11

  • Si no me equivoco, "Los cómics, arte para el consumo y formas pop" de Moix es de 1968, así que han pasado exactamente 41 años, que se dice pronto...

    En estos años, la historieta ha ganado lectores más adultos, mientras que el cine los perdía.

    Comentado por: Apuntador el 27/10/2009 a las 23:44

  • "la frecuentación de la historieta no causa daños colaterales; en otros, por desgracia, parece fomentar la zafiedad y la tontuna."

    Soy lector, de comics entre otras cosas, y reconozco, tras leer lo que se ha escrito estos días, que tiene usted razón en lo de zafiedad y tontuna, la masa lectora de comics no hemos sabido comportarnos mejor, es lo que tiene la masa, de verdad que muchos no dan más de sí.

    Pero usted es igual que ellos, en relamido, vacuo y pomposo.

    Comentado por: Arturo el 27/10/2009 a las 18:05

  • Personalmente, no me molestó que criticara al cómic, me parece una opinión tan respetable como cualquier otra, cada uno piensa lo que quiere. Lo que me molestó fue ver en usted reflejada la actitud reinante en este país de asociar dibujos a niños pequeños, algo que me repatea, si me permite el término.

    También me molestó el desprecio que muestra por el mundillo, menospreciando el trabajo que supone crear una historieta (una bien hecha, por supuesto, que también aquí hay malas obras), así como una película de animación.

    Dice usted que las buenas críticas de "Up" le producen vergüenza; a mí me da vergüenza que usted llame a esa película "chorrada de plastilina".

    Y, sobre todo, ¿por qué arremete contra la historieta y justo después halaga las viñetas de sátira política si vienen a ser lo mismo?

    Tras esto, solo me queda comunicarle mi agradecimiento por mostrar su respuesta, a pesar de los insultos gratuitos que ha recibido y por disculparse por la comparación entre la historieta y la filatelia.

    Gracias por su atención.

    Un saludo.

    Comentado por: Kiüs el 27/10/2009 a las 01:16

  • No he leído el artículo ése, pero a mí me parece que en este caso, este hombre tiene razón. Él expone que expone su opinión y no "la verdad" que nadie puede pretender tener. Pues si algo no le gusta, no le gusta y si le parece que no es arte, se lo parece, vaya un problema. Si al otro sí se lo parece pues no tiene más que decirlo y ahí pueden abrir un diálogo de por qué sí o por qué no, pero los diálogos, pienso, deben estar abiertos al conocimiento del otro y no a su conversión (y menos a su , aunque sea simbólica, desaparición).

    Comentado por: B el 26/10/2009 a las 21:08

  • ¿Que difícil es pedir disculpas verdad? No porque a usted no le guste un medio significa que no posee valor artistico, pero pues usted prefiere ser soberbio, bueno usted sabrá lo que hace.

    Comentado por: Tania el 26/10/2009 a las 18:44

  • uf
    testa dura
    digo, testarudo, el austrohúngaro
    dig, el estimado v.m.f.
    se le viene nueva avalancha talibana encima...

    Comentado por: jbv a 10.710 km el 26/10/2009 a las 15:30

Deja un comentario




Tu correo electrónico:


Escribe los caracteres de la imagen (para evitar SPAM):

Comentario:


Foto autor

Biografía

Nació en Elche y estudió Filosofía en Madrid. Residió ocho años en Inglaterra, donde se graduó en Historia del Arte por la Universidad de Londres y fue tres años profesor de literatura española en la de Oxford. Autor dramático, crítico y director de cine (su primera película Sagitario se estrenó en 2001, la segunda, El dios de madera, en el verano de 2010), su labor literaria se ha desarrollado principalmente -desde su inclusión en la histórica antología de Castellet Nueve novísimos poetas españoles- en el campo de la novela. Sus principales publicaciones narrativas son: Museo provincial de los horrores, Busto (Premio Barral 1973), La comunión de los atletas, Los padres viudos (Premio Azorín 1983), La Quincena Soviética (Premio Herralde 1988), La misa de Baroja, La mujer sin cabeza, El vampiro de la calle Méjico (Premio Alfonso García Ramos 2002) y El abrecartas (Premio Salambó y Premio Nacional de Literatura [Narrativa], 2007);. en  2009 publica una colección de relatos, Con tal de no morir (Anagrama), El hombre que vendió su propia cama (Anagrama, 2011) y en 2014, junto a Luis Cremades, El invitado amargo (Anagrama). Su más reciente libro es Enemigos de los real (Galaxia Gutenberg, 2016).

 

La Fundación José Manuel Lara ha publicado en 2013 su obra poética completa, que va desde 1967 a 2012, La musa furtiva.

 

Cabe también destacar muy especialmente sus espléndidas traducciones de las piezas de Shakespeare Hamlet, El rey Lear y El mercader de Venecia; sus dos volúmenes memorialísticos El novio del cine y El cine de las sábanas húmedas, sus reseñas de películas reunidas en El cine estilográfico y su ensayo-antología Tintoretto y los escritores (Círculo de Lectores/Galaxia Gutenberg).

 

Foto: Asís G. Ayerbe

Bibliografía

 

 

 

 

 

 

Enlaces

Información sobre la película El dios de madera

Audios asociados

Página diseñada por El Boomeran(g) | © 2017 | c/ Méndez Núñez, 17 - 28014 Madrid | | Aviso Legal | RSS

Página desarrollada por Tres Tristes Tigres