PRISA utiliza cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia de navegación y realizar tareas de analítica. Al continuar con tu navegación entendemos que aceptas nuestra política de cookies.

Cerrar

El Boomeran(g)

El blog literario latinoamericano

lunes, 28 de julio de 2014

 Blog de Sergio Ramírez

VI. EL SIGNO DE LA CALAVERA

El fantasma se cubre con un antifaz y usa un extraño traje que más bien parece de buzo, botas, y dos poderosas pistolas al cinto donde luce la temible calavera que lleva también en el anillo, y que queda grabada en el rostro de sus enemigos al ser noqueados en combate. Y cuando sale de la selva y entra en la civilización, va metido en una gabardina, y lleva sombrero y anteojos oscuros, sin faltar a su lado Diablo, al que lleva atado de una correa. Nadie puede ver nunca su rostro, y es hombre de pocas palabras.

Su guardia personal son los temibles enanos Bandar, armados de mortíferas cerbatanas, y con el jefe de policía se comunica, y es lo que más me gustaba, llegando  a través de un túnel hasta una caja de hierro ubicada en la oficina de aquel, donde dejaba sus mensajes. En tiempos coloniales, era un jefe de policía blanco. Luego, tras la independencia, era ya un africano. No olvidemos que el tiempo pasa de otra manera para los superhéroes, o no pasa nunca, siempre es el presente y sus circunstancias históricas.

Cuando visita a su novia Diana en Estados Unidos, entra subrepticiamente por la ventana, y va a acostarse en un jergón de paja siempre listo para él en un cuarto de la casa. La suegra, medio puritana,  no lo tolera. El tío David, por el contrario, lo adora. Nadie nos ha dicho sin embargo, si a oscuras la casa, va a meterse al lecho de Diana, y es sólo Diablo el que se queda en el jergón. El misterio siempre manda.

[Publicado el 04/4/2007 a las 10:00]

Compartir:

Comentarios (4)

  • Siempre me gustó este héroe. Cuando yo comencé a leer no se publicaban ya tebeos de él (O al menos no llegaban a los quioscos de mi barrio), así que conseguía viejos números en el desván de un primo de mi padre, en el rastro los domingos o cambiandoselos a algún amigo al que no le gustaba. Y es que este superhéroe, les parecía poco super, sin grandes poderes como La masa o Superman. Entonces no podía definirlo pero me inspiraba una extraña sensación, que ahora defino como de héroe romantico, no se si acertadamente.
    Por desgracia nunca cayó bien y para rematarle al pobre le hicieron la película infumable aquella, una lástima.

    Comentado por: Pedro Escudero el 06/4/2007 a las 13:58

  • Ctrl+C / Ctrl+V dijo...
    ATENCIÖN!


    A mis estimados locos de remate y cretinos de nacimiento: hoy tengo un comunicado del más allá para vosotros aunque antes debo explicaros brevemente el origen por el que se ha producido tan importante mensaje del cielo que no puede esperar o valla usted a saber. Siempre que tengo un deseo o problema consulto con S. Apapucio patrón de los imbeciles y escritores mediocres periféricos. No siendo nunca atendida pese a mis oraciones súplicas y amenazas variadas. Sin embargo, esta noche me he despertado
    Sobresaltado encontrándome con el santo de marras a los pies de mi cama rodeado por cuatro Ángeles volando y dándose batacazos contra el armario y los demás muebles allí puestos a la par que proferían maldiciones y palabras groseras e irrespetuosas poco acorde con su condición angelical, mientras que mi esposa seguía dormida pese al estruendo imperante.
    Abriendo los brazos beatíficamente el Santo me ha dicho: Antonio nunca te he complacido pensando que aún no estabas suficiente colgao como para ingresar en mi club de tíos mochales y etc. Ahora que ya estas como un cencerro, quedas incluido como miembro de mi camarilla, aunque vas a necesitar la colaboración desinteresada de todos los miembros y miembras del blog literario o lo que sea del Señor Azua. En el cielo hemos estado durante casi siete años calculando un sistema para ayudarte a que te conozcan en todo el mundo antes de que el gallo cante tres o veintidós mil veces, más o menos.
    Toma nota ¿Tienes boli?
    Pues no sé, en esta casa nunca sé donde hay uno. Contesté, desorientado, mientras pensaba cuantos me habrían leído en mi Web---WWW.antoniolarrosa.com---
    Solo diez minutos después ya con un boli que encontré junto al teléfono ( o sea en su sitio )Y ya en el cuarto donde los Ángeles se habían acurrucado en mi cama que por cierto dejaron ensangrentada por las heridas y tal, el Santo empezó a dictarme lo siguiente:
    Como que en el mundanal mundo este hay una barbaridad de gente que lee en diferentes lenguas, hemos hecho unos cálculos para que sepas a que atenerte. Cada miembro o miembra del club de los locos de remate y cretinos de nacimiento deberá inexcusablemente, mientras tú Ester de viaje con el IMSERSO en Mallorca e Ibiza sin preocuparte de nada más que de pasártelo lo mejor posible en compañía de tu Woman, (que quiere decir mujer en inglés, lo he puesto así porque es más corto que poner por ejemplo mi esposa o mi media naranja o algo similar. Hago esta aclaración para que veáis lo culto que soy y por abreviar el texto.) deberán enviar como ya he dicho , cada cual, por Internet este mensaje tal cual a mil personas de y aquellas que lo recibieran también deberán hacer lo mismo a otras mil de tal forma que con cuatro o cinco veces que se repita este sencillo proceso ya estará el mundo entero enterado de tu existencia y habrán leído tus cuentos , entonces recibirás la llamada de un avispado editor y podrás publicar alguna cosa ,y si el éxito no te acompaña, al menos habrás batido el record de los escritores más imbeciles del planeta., y serás recordado como el primero que consiguió tan desprestigiable galardón. El Santo Ya se disponía a desaparecer pero parece que algo fallaba porque se despidió tres veces y dijo : Aquí falla algo. Después, se quedó pensando o comunicándose con alguien pues decía mirando al techo : Aquí S. Apapucio ,desde la tierra, contesten ,aquí S, Apapucio pidiendo línea . ¿Me escucháis? Yo a vosotros os oigo fuerte aunque parece que hay algunas interferencias. Seguramente serán de la discoteca del infierno que no paran. Después de escuchar algo que le decían por unos auriculares se volvió hacia mi sonriente y afirmó con rotundidad. (¿Os habéis fijado que bien me ha quedado eso de - afirmo con rotundidad?)
    Me comunican que me olvidaba de los últimos detalles, detalles importantísimos, que son las amenazas y premios típicos de estas cadenas o pirámides. Empezaremos por las amenazas. Y para ello contaré a algunos que no rompieron la cadena o serie de envíos similares. A una señora de Valladolid se le corto el alioli dos veces. A un señor de Madrid no le tocó ni el gordo de navidad ni la lotería del niño el año pasado y eso que llevaba un décimo de cada sorteo .A un chino de Shangai se le estropeó el televisor en pleno partido de ping pong entre los máximos rivales de su pueblo. A un parisino se le cortó el agua caliente mientras se duchaba y se tuvo que quitar el jabón con agua fría (Y menos mal que era verano que si no, ya me explicarás.)
    Ahora pasemos a los premios. Dijo el Santo mientras los angelitos volvieron a volar dándose trastazos por todas partes, aunque ya no gritaban tal vez resignados, solo refunfuñaban palabras ininteligibles.
    Los premios serán los siguientes. Un televisor de plasma al primero que se muera de todos los que hayan cumplido. Un apartamento en un pueblo a elegir entre S Sadurni Anoya y Betanzos Si su número de seguridad social coincidiera con el de teléfono del mismo miembro o miembro y un automóvil Ferrari o Toyota con doble motor al que aprenda inglés en cuatro o cinco días, además de haber cumplido con los envíos Después de aquellas palabras S, Apapucio Pegó un salto y desapareció seguido por los angelitos por el techo. Quedando muy impresionado pues estas cosas no me suelen pasar normalmente. Así que ya sabéis lo que os toca. ¡A ENVIARRRRRRRRRRRRRR! ¡Ah! y no olvidéis poner mi Web.
    WWW.antoniolarrosa.com

    Publicado por: Antonio Larrosa Diaz | 04/04/2007 21:00:44


    Publicado por: Ctrl+C / Ctrl+V | 04/04/2007 21:19:13


    Publicado por: Ctrl+C / Ctrl+V | 04/04/2007 21:20:39

    2:22 PM
    Publicar un comentario en la entrada

    Entradas antiguas Página principal
    Suscribirse a: Enviar comentarios (Atom)

    Comentado por: Ctrl+C / Ctrl+V el 04/4/2007 a las 22:28

  • Me gustaria comentar más cosas,pero luegola peña se enfurece conmigo y dicen que solo entro a hacerme autopromoción de mi birriosa Web. Y lo grave es que tienen razón y me siento incapaz de defenderme ante tan certeras acusaciones, claro que si yo fuese el hombre enmascarado, otro gallo cantaria y ya no me haria falta arrastarme de forma tan ruin autoproclamandome com el: escritor mediocre tirando a imbecil:::WWW.antoniolarrosa.com...

    Comentado por: Antonio Larrosa Diaz el 04/4/2007 a las 17:19

  • Posiblemente, cuando visitaba a su novia Diana se acostaba con ella al oir roncar a la suegra, porque necesitaba tener un hijo. Todos los que lo hemos leido sabemos que no era inmortal, sino que cuando un hombre enmascarado moria por el motivo que fuera siempre era reemplazado por su hijo y por ese motivo su historia duraba durante generaciones y llegó a hacer creer a las gentes de aquellas historias que era un heroe inmortal pues ignoraban ese truco.
    WWW.antoniolarrosa.com

    Comentado por: Antonio Larrosa Diaz el 04/4/2007 a las 17:08

Deja un comentario




Tu correo electrónico:


Escribe los caracteres de la imagen (para evitar SPAM):

Comentario:


Foto autor

Biografía

Sergio Ramírez nació en Nicaragua en 1942. Publicó su primer libro Cuentos, a los veinte años. Participó en la lucha para derrocar la dictadura Somoza y formó parte del gobierno revolucionario, del que llegó a ser vicepresidente en 1985. En su obra literaria figuran, entre más de una treintena de libros, Castigo divino (1988), Premio Internacional Dashiel Hammett de Novela; Un baile de máscaras (1995), Premio Laure Bataillon a la mejor novela extranjera en Francia en 1998; Margarita está linda la mar,  Premio Alfaguara de Novela 1998, y Premio Latinoamericano José María Arguedas en el 2000. Así también Cuentos completos (1998), con prólogo de Mario Benedetti; Adiós Muchachos, memoria de la revolución sandinista, (1999); el libro de cuentos Catalina y Catalina (2001); Mentiras Verdaderas (2001) y El viejo arte de mentir (2004), ambos sobre la creación literaria (2001); las novelas Sombras nada más (2002) y Mil y una muertes (2004); Señor de los Tristes, ensayos sobre escritores y escritura (2006), El reino animal, cuentos (2006), Tambor olvidado, ensayos (2007), El cielo llora por mí (2009) y La fugitiva (2011).

Su web oficial es: http://www.sergioramirez.com y su página oficial en Facebook: www.facebook.com/escritorsergioramirez.

 


Bibliografía

Página diseñada por El Boomeran(g) | © 2014 | c/ Méndez Núñez, 17 - 28014 Madrid | | Aviso Legal | RSS

Página desarrollada por Tres Tristes Tigres