PRISA utiliza cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia de navegación y realizar tareas de analítica. Al continuar con tu navegación entendemos que aceptas nuestra política de cookies.

Cerrar

El Boomeran(g)

El blog literario latinoamericano

martes, 25 de junio de 2019

 Blog de Sergio Ramírez

III. NOMBRES DE LA MELANCOLÍA: ESTAMBUL

            En Estambul, memorias y la ciudad, Pamuk explica el hüzün como un mal común a los habitantes de la ciudad, atrapados entre el borroso recuerdo de una lejana gloria, y el incierto presente de una modernidad que huye hacia delante, con apariencia, más que sustancia, de quimera. Es el precio que pagan por vivir en la frontera incierta de dos mundos, no sólo en términos geográficos, sólo el estrecho del Bósforo separando dos continentes, Asia y Europa, pero también separando dos ideas de civilización, la del esplendor perdido del oriente que reinó desde Estambul, cabeza del imperio otomano, y la del occidente hacia donde Turquía quiere ir, bajo la pretensión de modernidad insuflada desde los tiempos de Kemal Ataturk, el gran reformador de la primera mitad del siglo veinte, y cuyo apogeo vendría a ser el ingreso de Turquía en la Unión Europea. El hüzün como melancolía ante la identidad incierta.

            Un mundo perdido que no se puede recuperar, pero cuyo espíritu vaga por las calles y entresijos de la ciudad, iluminado por la luz mortecina de la nostalgia. El hüzün, al que Pamuk ve no como la consecuencia, sino como la causa inmanente de la búsqueda incesante de un pasado cada vez menos aprensible. Pero ese hüzün, esa cabanga, por una ciudad, ¿tiene que ver sólo con una frontera cultural, o continental, con las glorias pasadas y las pretensiones de futuro?

            Todos tenemos nuestro propio hüzün, nuestra propia cabanga por la ciudad perdida o presente donde vivimos nuestra infancia, la adolescencia, la primera juventud, la ciudad a la que una vez llegamos como forasteros para quedarnos, o aquella de la que vientos contrarios nos alejaron.

[Publicado el 16/2/2007 a las 10:30]

Compartir:

Comentarios (2)

  • En realidad el comentario tener que ver con "Nombres de la melancolía: Cabanga" Discúlpenme pero soy de la época de la máquina de escribir

    Comentado por: Uruguay Ortiz el 25/2/2007 a las 15:34

  • El martes, al principio de la jornada, bajé de “La Insignia” este artículo Me gustó tanto que después de la primera lectura se la envié a un amigo. Luego debí dedicarme a mi trabajo y reservar la segunda lectura para el fin de semana. Ayer sábado, un vecino me devolvió un CD de tangos que le había prestado hacía unos meses. Decidí guardarlo en el disco duro mientras lo escuchaba nuevamente. En el momento en que leo: “Cabanga es la materia de que están hechos los tangos”, Roberto Goyeneche, el estupendo cantor argentino, me decía “sueño/ con el pasado que añoro/ el tiempo viejo que lloro/ y que nunca volverá”. Ahí, amigo Ramírez, lo abandoné. Me fui cuarenta años atrás, a mi adolescencia, a un cantor apodado Fuco, que cantaba en los bares de Las Piedras, con voz vencida y sabiduría invicta. Se decía había sido mejor que Julio Sosa, que era del mismo pueblo y que triunfó en Buenos Aires. Más de una vez encontré a Fuco tirado en la calle, totalmente borracho. Lo que nunca encontré, ni siquiera en los mejores cantores profesionales fue la melancolía en estado puro que fluía de los tangos de Fuco.

    Lo que queda es que los seres humanos somos todos iguales y todos irrepetibles.


    Comentado por: Uruguay Ortiz el 25/2/2007 a las 12:17

Deja un comentario




Tu correo electrónico:


Escribe los caracteres de la imagen (para evitar SPAM):

Comentario:


Foto autor

Biografía

Sergio Ramírez nació en Nicaragua en 1942. Publicó su primer libro Cuentos, a los veinte años. Participó en la lucha para derrocar la dictadura Somoza y formó parte del gobierno revolucionario, del que llegó a ser vicepresidente en 1985. En su obra literaria figuran, entre más de una treintena de libros, Castigo divino (1988), Premio Internacional Dashiel Hammett de Novela; Un baile de máscaras (1995), Premio Laure Bataillon a la mejor novela extranjera en Francia en 1998; Margarita está linda la mar,  Premio Alfaguara de Novela 1998, y Premio Latinoamericano José María Arguedas en el 2000. Así también Cuentos completos (1998), con prólogo de Mario Benedetti; Adiós Muchachos, memoria de la revolución sandinista, (1999); el libro de cuentos Catalina y Catalina (2001); Mentiras Verdaderas (2001) y El viejo arte de mentir (2004), ambos sobre la creación literaria (2001); las novelas Sombras nada más (2002) y Mil y una muertes (2004); Señor de los Tristes, ensayos sobre escritores y escritura (2006), El reino animal, cuentos (2006), Tambor olvidado, ensayos (2007), El cielo llora por mí (2009) y La fugitiva (2011). En 2014 ha sido galardonado con el Premio Internacional Carlos Fuentes a la Creación Literaria.

Su web oficial es: http://www.sergioramirez.com y su página oficial en Facebook: www.facebook.com/escritorsergioramirez.

Foto Copyright: Daniel Mordzinski 

 

 


Bibliografía

Página diseñada por El Boomeran(g) | © 2019 | c/ Méndez Núñez, 17 - 28014 Madrid | | Aviso Legal | RSS

Página desarrollada por Tres Tristes Tigres