PRISA utiliza cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia de navegación y realizar tareas de analítica. Al continuar con tu navegación entendemos que aceptas nuestra política de cookies.

Cerrar

El Boomeran(g)

El blog literario latinoamericano

viernes, 10 de abril de 2020

 Blog de Eduardo Gil Bera

Poesía oral y mistificación


  La composición oral de repente es un género menor pero de particular interés en la historia de la poesía. Existe en todas las culturas, y su reducción a la categoría de ejercicio inferior y adventicio se produjo tras la introducción de la escritura, que dio una nueva dimensión al concepto de “memorable”. La poesía oral repentizada no es memorable; en su calidad de efímera, su efecto ha de ser instantáneo, y busca la risa o la emoción inmediata, no reflexiva. Es el motivo de que una gracia repentizada no tenga ninguna gracia si es explicada. Su valor es tan volátil como su sonido; una réplica analizada, un trovo remirado, no valen nada. 

En el discurso Pro A. L. Archia, de Cicerón, se nota que en Roma el prestigio del improvisador poético era más bien bajo: Arquías no es vindicado como repentizador habilidoso, cosa que efectivamente era, sino como escritor, y el sermón va sobre la suma dignidad de las letras en general y la de un letrado en particular, el propio Cicerón, en cuyo honor Arquías había comenzado a componer una alabanza metrificada.

Las manifestaciones de repentizadores apenas están documentadas, como es natural, dada la naturaleza del fenómeno. Y, cuando se toma nota de ellas, resultan un fiasco, como cuenta Brosses de Bernardino Perfetti, poeta improvisador a cuya actuación asistió en Siena hacia 1739: “Hay ahí muchas más palabras que cosas. Es imposible que la construcción no resulte forzada y el relleno, compuesto de un pomposo galimatías. Creo que con esos poemas pasa un poco como con las tragedias que improvisamos el señor Pallu y yo, donde hay tantas rimas y tan poca razón. Tampoco el caballero Perfetti ha querido escribir nada, y las piezas que le han robado mientras las recitaba, no han mantenido en la lectura lo que habían prometido en la declamación.”

La poesía repentizada en español tuvo gran pujanza en el Siglo de Oro. Se celebraban certámenes en tertulias poéticas que se llamaban “academias” y donde se recitaban composiciones efímeras, sin propósitos de perpetuidad ni transmisión, con calidad literaria nula o apenas superior al interés circunstancial que la sustentaba. Con ocasión de festejos solemnes, civiles o religiosos, se celebraban certámenes de improvisadores. Anastasio Pantaleón, poeta culterano del primer tercio del siglo XVII que tenía veleidades repentizadoras, llamaba a sus improvisaciones “parto súbito de ingenio”, y de ahí viene lo de “soltar paridas”.

Los motivos de improvisación eran apasionantes. En una sesión de finales del siglo XVI en la academia llamada “de los Nocturnos”, de Valencia, se documentaron los siguientes sujetos: soneto a la guinda, alabanza del laurel, redondillas en elogio del haba, cuartetos en honor del membrillo, redondillas a una lechuga, romance a la granada y otro a la avellana… También se ordenaba al repentizador componer octavas utilizando palabras finales que imponía el jurado, o bien usando palabras que empezasen por una letra determinada. La habilidad improvisadora suscitaba gran admiración entre el vulgo y existían manuales para aprender sus prácticas. Los repentizadores ofrecían un perfil no muy alejado del bufón y solían ser criados de grandes señores, como Atilano de Prada, que servía al duque de Medinasidonia, o el ciego Cristóbal, que fue criado del marqués de Siete Iglesias.

Del mismo género repentizador son los desafíos por bulerías, las jotas de picadillo, los glosaores y los trovos. Se trata de controversias poéticas cantadas o declamadas entre dos personas que improvisan estrofas rimadas y donde se trata de ridiculizar al contrario. La incultura y falta de formación académica suele ser motivo de orgullo y vindicación, y predomina el gusto estético marcadamente rústico. El valor de la improvisación repentizada no es literario ni estético, sino sociológico y de ambiente.

En vasco, como era de esperar, todo es distinto. El repentizador se llama bertsolari, y su consideración artística es elevada. Muchos de ellos son profesionales, y el género dispone de explicadores eminentes, escuelas específicas, programas en la televisión, publicaciones especializadas, bibliografía sesuda y un largo público entendido. A la vista del fenómeno, el escritor Patziku Perurena intuía una motivación masoquista en la masa de fieles oyentes de los campeonatos de bertsolaris.

Es de certeza empírica que la calidad y esencia de la improvisación rimada y medida en vasco es la misma que la despachada en cualquier otra lengua, la única diferencia sería el argumento irrebatible que le oí cantar al bertsolari Sarasua en un encuentro con troveros, no recuerdo si cubanos o murcianos: “pues nosotros así desde el Neolítico”. Y los dejó petrificados. Ahora, una vez sobrepuestos del pasmo, nos seguimos preguntando cómo es que la improvisación en vasco, que tiene la misma poquedad estética y gracia oligoelemental que las demás, aparenta un papel tan relevante en la cultura confesional del país.

El mismo Patziku Perurena publicó un artículo esclarecedor en la revista literaria Mazantini, donde contaba cómo los intelectuales nacionalistas entregados a la causa de acubillar a la vasquidad constataron que la organización de campeonatos de poetas no servía para el pastoreo. Aquella poesía empedrada era demasiado neolítica, y la plebe ingrata prefería ignorarla literalmente. Entonces el cura Aitzol, que era el cerebro de la banda, propuso pasar de organizar juegos florales a montar campeonatos de bertsolaris. Para que el nuevo ceremonial tuviera el efecto domesticador deseado, era preciso acicalar a la criatura. Primero había que sacarla de su puesta en escena tabernaria, donde su elenco de actores solía consistir en dos que farfullaban y tres mirones. El campeonato sería en el teatro Victoria Eugenia, y la esencia purista y racista soñada por el nacionalismo sería fortalecida por jóvenes improvisadores que traerían el embutido hecho en casa, irían bien trajeados y no estarían borrachos. En la nueva preceptiva, el humor era sospechoso y restaba puntuación, las vacuidades pseudorrománticas valían más. Así se fraguó el relevo del viejo Txirrita, quien además se permitió burlarse del jurado, por el joven Basarri, modelo de provinciano con vuelo gallináceo y verba curil.

Con todo, aunque el artículo de Perurena explica con solvencia la actitud y miras de la élite nacionalista en la captación y reconversión del gusto populachero, en la consumada canonización del bertsolarismo como expresión literaria elevada se evidencia además un componente de aire místico, visible en las caras de suficiencia acomplejada  de muchos asistentes, embriagados por la indecible sensación de participar en un ceremonial prestigioso que no está al alcance de cualquiera: “estoy siendo vasco”. 

El prestigio del bertsolari como ser pensante único en la historia de la humanidad, capaz de la “descongelación de la intraconciencia”, y de otros manejos culinarios alucinógenos solo hacederos por quien “se reitera sin repetirse, multivaliendo, elíptico, topológico (cambiante), insistido, fluyente, atónico y antifonal”, fue resultado de Quousque tandem, el “ensayo de interpretación estética del alma vasca” publicado en 1963 por Jorge Oteiza. 

El curioso breviario pregona un rimero de fantasías racistas que tuvieron gran predicamento en Irún, Tarrasa y los respectivos extrarradios intelectuales. La deconstrucción de la sosada está apoyada en un desconocimiento monolítico de la lengua, pero compensada con una florida emisión de efervescencias sobre el cromlech como arquitectura metafísica. El objetivo es la ampliación de la vasquidad sobrevenida, desde los 8.500 años concedidos por Barandiarán, a los 14.000 graciosamente otorgados por Oteiza. Desde el advenimiento de Quousque tandem, un vasco creyente en lo del cromlech, la vasquidad preindoeuropea y demás mandangas, tiene más catecismo que un católico y un mahometano juntos. El avance fue muy celebrado, José Domingo de Arana, capo del nacionalismo, constató en 1968: “el libro ha causado ya un impacto decisivo en la formación mental de la juventud estudiosa del país, en actitudes políticas y en expresiones que publicaciones locales citan casi al pie de la letra.” Seguro que por casualidad, “bildu” es uno de los verbos agraciados con una explicación al arrimo del cromlech.

Oteiza se envanecía de haber fundado ETA antes que Txilardegi, Krutwig, y el resto de padres de la patria. La 5ª edición de Quousque tandem incluía una separata en forma de hoja mecanografiada y fotocopiada que iba como prefacio especial para iniciados. Era la época, finales de 1993, en que Oteiza libraba la batalla final contra el museo Guggenheim de Bilbao. Su viejo deseo de ser comandante de cultura, que databa de la época en que planeaba matar a Aitzol para ser califa en lugar del califa, volvía a las andadas aunque su propuesta se reducía a “Se acabó Guggenheim o serán ejecutados el consejero Arregi y el arquitecto norteamericano del proyecto”. A este buen hombre le tenía tanta hincha que ni podía escribir su nombre.

Ahora tienen que disculparme el paso de baile, pero estoy releyendo el Diccionario de las artes de Azúa, libro poderoso y afilado donde, en la entrada Escultura, luego de resumir las desgracias de dicha artesanía alojada en el aburrimiento desde Baudelaire a esta parte, trae este nuevo pasaje: “Tras su gira en busca de un espacio adecuado, para la escultura es de esperar que algún día regrese a su lugar natural, la arquitectura, y rebaje sus pretensiones de soberanía y autodeterminación. Posiblemente sea esto lo que están esperando los arquitectos para animar un poco su oficio. Alguno de ellos, como Frank Gehry, parece dispuesto a todo con tal de salvar la escultura, de manera que produce esculturas que simulan ser arquitectura, como el Guggenheim de Bilbao.” Es admirable leer cómo una obra, que medita con brillantez el espectro semántico evacuado por el Arte, resume, sin proponérselo, el derrotero de Oteiza como Artista que imita al Arte: agotado el espacio y las variaciones de su escultura, pasa a entronizarla en un discurso vacuo pero eficaz, en su telegrafismo anacolútico, para hacer saber a la muchachada que lo suyo tiene una justificación metafísica y, por fin, muerto de celos por la obra de un escultor arquitectónico, propone su ejecución junto a la del “teólogo nazigermánico”.

La antevíspera de la puesta de la primera piedra del Guggenheim de Bilbao, el 23 de octubre de 1993, Oteiza, que había donado su obra a Navarra despechado por el desaire que le hacían los neolíticos, sacó una pistola en el Hospital de Pamplona para exigir el tratamiento exclusivo del que se sentía merecedor desde la época del malvado Aitzol. Cuando vio que lo iban a empapelar por amenazas y tenencia ilícita de armas, escribió al ministerio de Justicia, donde tenía un contacto en el gabinete de prensa, entonces regentado por un etarra converso, quien manifestó comprensión por sus maniobras de distracción, como poner un par móvil en el lugar donde cayó el primer etarra, glorificado por Oteiza como “poeta ideólogo entrañable compañero en nuestro frente cultural de artistas vascos primer caído 1968 en nuestra resistencia al franquismo”. Pero el converso ministerial rechazaba la posibilidad: “me temo que eso no será posible mientras el monstruo que entonces engendramos siga matando seres humanos. Por lo mismo creo que en torno al Guggenheim se puede pensar todo, decir todo, hacer todo… menos invocar al Demonio en nuestra ayuda. Lo último que desearía es que nadie pudiera llegar a asociar a tu nombre el asesinato de un nuevo Ryan.”

Oteiza fue condenado a un mes de arresto porque se redujo del tipo impuesto por el código penal en atención a la ausencia de peligrosidad social del artista. Tras el registro de su casa, se hallaron otras dos pistolas, todas ellas de época aitzoliana, aunque en perfecto estado de conservación.

Reproduzco la hoja del prefacio volandero de Quousque tandem citado más arriba. La pongo en dos fragmentos para que sea más legible.

 

En la carta al lehendakari se aprecia su fijación por la consejería cultural, y en la carta de “estos etarras de antes al Consejero de Cultura” se hace patente su vanagloria de padre fundador del engendro.

 

Oteiza fue otra de las tonterías del siglo XX, que las tuvo a pares. Pero una tontería que perdura en el XXI, en la nutrida sección de fantasmadas racistas. Y que no sabemos quousque tandem durará, porque también Arana fue una tontería decimonónica, pero luego dio guerra y brutalidad neolítica durante todo el XX y lo que te rondaré.


[Publicado el 16/5/2011 a las 06:53]

Compartir:

Comentarios (18)

  • He de admitir que como vascoparlante crítico con la actividad cultural de mi entorno las opiniones de Eduardo no me resultan ni extrañas ni exóticas. Es más, tengo la impresión de que las reflexiones de este post serían recibidas de forma más constructiva y provechosa en un foro más bien local. Ignoro cuáles serán las motivaciones de Eduardo, por lo que prefiero emplear un adjetivo tan bisílabo y simple como feo para calificar el acto de enseñar las vergüenzas de una cultura tan minorizada ante la enorme hispanofonía. La elección del contexto de un blog en castellano somete a este tipo de cuestiones a reverberaciones disonantes similares a las que experimentan las ondas sonoras del aparato receptor de un escuchante cuando llama por teléfono a la radio. Es un tanto descorazonador que la reanimación in extremis y un poco chapucerilla de una cultura en vías de extinción no despierte más compasión que inquina. Y el Jazz me pone cachondo.

    Comentado por: thelonious-sphere el 30/4/2012 a las 01:19

  • irreprochable texto.´Mi mas incera enhorabuena por el preciso y escueto análisis de uno de los mayores buñuelos de la intelectualidad de boina y garrote.
    Brillante.

    Comentado por: ALFREDO el 19/4/2012 a las 16:44

  • Al hilo del comentario de P. Oteiza es español, Xabi Alonso también, igual que Argiñano, Arzak y Gil Bera... Pero los "terroristas" (y los del "entorno") nunca son españoles. Esos son sólo vascos. ¿Os imagináis al Matías Prats de turno hablando del terrorista español Txeroki? Osea que, el vasco, si bueno, es español (o vasco-español), si malo, puritito vasco.

    Comentado por: Pox el 25/7/2011 a las 22:54

  • Te releo y asocio todo esto de la repentización poética con otro tipo de improvisaciones de tipo musical que también tienen mucho predicamento entre la gente culta y que a mi me suelen aburrir muchísimo, es decir, las del jazz. Supongo que será otra tontuna del siglo que vivimos y que aun purgamos.

    Comentado por: Juandiezdelcorral el 28/5/2011 a las 17:27

  • La discusión cuando deriva en luchas intestinas, pierde.
    El texto me gustó mucho, tra e a cuento lo que usted ha venido escribiendo.
    Nota aparte: acabo de leer su compilación "los días de enmedio" a sugerencia de un amigo, quedé muy impresionada de su estilo para escribir y su derudición. Estoy armando un proyecto de investigación sobre el uso de tiempo y espacio en la teoría social y quisiera ver la posibilidad de contactarlo para ahondar sobre sus reflexiones en torno al tiempo, ojalá lea este comentario, le envío un saludo desde México.

    Comentado por: Ruth el 20/5/2011 a las 00:28

  • ¡Qué gracia Fer, pero los vascos no matamos a nadie! (No incluyo a las anchoas, claro. Hay que leer y viajar un poco, aunque sea muy cansado.

    Comentado por: Mithrandir el 19/5/2011 a las 16:55

  • Nosotros insultamos un poquito a los vascos, ellos nos matan por la espalda; todavía hay una pequeña diferencia.

    Comentado por: Fer el 19/5/2011 a las 14:44

  • Desmontando a Oteiza; buen comentario, Eduardo, pues los "mitos", con sus sectas y adeptos están para ser desacralizados. Distingo al artista del hombre que, políticamente, no alcanzó el neolítico.

    Comentado por: juan el 19/5/2011 a las 10:40

  • Creo, como Pablito, que p està parodiando la paranoia nacionalista. Reléase despacio y véase. En todo caso no veo a EGB insultando a nadie.

    Comentado por: Mithrandir el 18/5/2011 a las 18:52

  • Sí, pero... a mí lo de P me suena más bien a broma.

    Comentado por: pablito el 18/5/2011 a las 17:04

  • Mira que hay que ser necio/a y fanático/a (también ridículo/a), y estar sordo/a, ciego/a y mudo/a a lo que se explica sobre una farsa-realidad terrible para escribir el comentario de "p".
    Qué pobre gente

    Comentado por: el vasquito que no ceja el 18/5/2011 a las 14:58

  • Este blog habitualmente no tiene ningún comentario pero cuando se trata de insultar a los vascos todo es entusiasmo. Por ampliar información he buscado "Jorge Oteiza" (sabía que era un escultor pero poco más) en la Wikipedia. En todos los idiomas Oteiza aparece como "vasco"... excepto en el artículo en español, donde aparece solo como español (probablemente la última nacionalidad con la que él querría identificarse). Incluso los centralistas franceses dicen que nació en el País Vasco. Leyendo el artículo español uno no se entera de que el señor Oteiza era vasco. Y así con todos los artículos sobre personas en la Wikipedia en español. Por desgracia no es una anécdota ni un hecho aislado, si no que indica una mentalidad que explicaría muchas cosas...

    Comentado por: p el 17/5/2011 a las 21:47

  • Fenomenal, gracias.

    Comentado por: Battiato el 17/5/2011 a las 15:58

  • La arterioesclerosis de la "cultura" vasca.
    Mitos de estercolero para tarados. De eso viven.
    Este blog cada vez crece más. Imprescindible.
    Qué losa para los comentaristas disléxicos, ideólogos y pesebristas.

    Comentado por: pablito el 17/5/2011 a las 15:52

  • La transcripción "pasada a limpio".

    ADELANTE GUGGENHEIM ESTE PAIS ES TUYO Jorge Oteiza
    Este pais que hasta para organizar un equipo de fútbol tiene que traer gente de fuera cuando antes ------- era esto tan natural y hermoso, este país que sus políticos -- suprimieron --- posibilidad de investigación para lenguajes artísticos y junto además con el euskera, y que lograron marginar a nuestros artistas que habían descartado y enfrentados al franquismo, adelantarse a las mismas vanguardias, adelante GUGUENHEIN vuestro circo vascodisney cuando queráis
    Pero habéis pasado unos momentos que ya estabais acabados y en el aire y tenéis que agradecerle a la Mesa de HB, mesa para comer porque no abrió la boca su representante TASIO ERKIZIA nada más que para comer, estaba citado para simple ayuda indirecta ya que cualquier operación revolucionaria tiene que evitar todo visible contacto con este Partido ya visiblemente y para todos prostituído y detestado
    el error de todos nuestros Partidos políticos es que no son Partidos revolucionarios, le explico le explicamos la diferencia fundamental del político con el revolucionario, aunque las diferencias son todas ya que desde que nos encontramos a comer le dije al Consejero teólogo Tazio que le habíamos citado en un asador porque era el lugar para el revolucionario y que él como político hubiera preferido un Argiñano, pues bien, que el político -------- ya sea en la izquierda en la derecha o en el medio está contra la cultura, le incomoda el artista, el escritor, el pensador imaginante, mientras el revolucionario es siempre con la cultura, Txabi Etxebarrieta, Pertur, Yoyes...
    adelante Guggenheim con vuestro horrendo mausoleo que conmemorará genocidio cultural consentido ------ por la piara de nuestros políticos y que nuestro pueblo desorientado ------ aguanta con su lacito borreguil al cuello y su no violencia (que) resulta el mejor aliado y de risa de terroristas y violencias irracionales. Expliqué al Tazio no mi sistema de inteligente y racional e incruenta violencia, pero sí que con mi sistema no precisaba más de un mes para poner en libertad a un secuestrado y asegurar desgana para nuevos secuestros
    voy a descubrir nuestra conspiración abortada: día 26, tres inocentes petardos. Galería Rekalde del Consejero, domicilio del Consejero y Fundación restaurante oficinas Sabino Arana del PNV, día 27 aniversario fusilamientos de Txiki y Otaegi (políticos no os presentáis) y al símbolo revolucionario imparable -------------------- en el lugar que cayó nuestro Txabi Etxebarrieta, y día 28 en la prensa 2 cartas, una mía al lehendakari ARDANZA y a continuación la otra que suponíamos recibir la misma el lehendakari y yo, aquí ---------- suprimida ya que totalmente fracasada (decido al final tal como era) el peligro ha pasado


    LA CARTA DE OTEIZA AL LEHENDAKARI ARDANZA
    habrá usted recibido como yo carta dirigida por viejos etarras gudaris a ese pobre y miserable Consejero de cultura que usted consiente como si usted no fuera responsable de lo que está haciendo contra nuestros artistas, contra nuestra cultura, contra nuestro pueblo (esa carta debe publicarse a continuación de ésta para conocimiento de nuestro país)
    pero respetuosamente, Lehendakari jauna, usted me conoce y tuvo la atención que a ningún otro político se le hubiera ocurrido, era usted entonces alcalde de Arrasate, esperarme una madrugada en restaurante en La Puebla Km 335(?), para conocerme. Mi agradecimiento fue grande y mi confusión mayor cuando usted Lehendakari jamás se dignó pedirme a mí consejo o a alguno de nuestros artistas que hubieran podido aconsejarle orientarle en lo que usted ni su Consejero entienden artísticamente nada
    no comprende la culpabilidad toda que recae sobre usted en este desastre político y económico GUGGENHEIM. Que Dios guarde a usted muchos años (en su casa) y al Cura que tendrá en su momento que está tardando en llegar, de dar cuenta de nuestra FUNDACION SABINO ARANA PARA LA CULTURA que ustedes traicionaron y nos robaron además unos 80 millones recogidos por nuestro pueblo para la Fundación con esculturas de Basterretxea y mías. Vergüenza para Euskadi, pobre país desorientado empobrecido por gobiernos PNV reaccionarios ridículos inútiles, todos ustedes de cintitas y plañideras procesiones sin -------- valor ni autoridad
    buenas noches Lehendakari, que siga durmiendo bien
    Y LA CARTA DE ESTOS ETARRAS DE ANTES AL CONSEJERO DE CULTURA
    MUY URGENTE. Nos hemos reunido antiguos militantes en ETA y Euskadiko Ezkerra considerando la estafa y atentado criminal a nuestra cultura que es el proyecto GUGGENHEIM. Con tristeza y preocupación leímos el llamamiento SE ACABO GUGGENHEIM de Oteiza, ejemplo de compromiso obstinado al servicio cultural de nuestro pueblo. Alguno de nosotros le recuerda organizándonos en disciplina de Comandos urbanos a los primeros refugiados etarras desorientados en París.
    SE ACABO GUGGENHEIM o serán ejecutados el Consejero Arregi y el arquitecto norteamericano del proyecto. Que el Lehendakari ARDANZA considere su grave responsabilidad política en este sucio y grave affaire y tiene que darse prisa

    SI NO VEMOS CAMBIO INMEDIATO ACTUAREMOS RAPIDAMENTE

    Comentado por: El que inventó el patxarán el 17/5/2011 a las 12:49

  • ADELANTE GUGGENHEIM ESTE PAIS ES TUYO Jorge Oteiza

    Este pais que hasta para organizar un equipo de fútbol tiene que traer gente de fuera cuando antes ------- era esto tan natural y hermoso, este país que sus políticos -- suprimieron --- posibilidad de investigación para lenguajes artísticos y junto además con el euskera, y que lograron marginar a nuestros artistas que habían descartado y enfrentados anfrentados al franquism, adelantarse a las mismas vanguardias, adelante GUGUENHEIN vuestro circo vascodisney cuando queráis

    Pero habéis pasado unos momentos que ya estabais acabados y en el aire y tenéis que agradecerle a la Mesa de HB, mesa para comer porque no abrió la boca su representante TASIO ERKIZIA nada más que para comer, estaba citado parasimple ayuda indirecta ya que cualquier operación revolucionaria tiene que evitar todo visible contacto con este Partido ya visiblemente y para todos prostituído y detestado

    el error de todos nuestros Partidos políticos es que no son Partidos revolucionarios, le explico le explicamos la diferencia fundamental del político cone le revolucionario, aunque las diferencias son todas ya que desde que nos encontramos a comer le dije al consejero teólogo Tazio que le habíamos citado en un asador porque era el lugar para el revolucionario y que él como político hubiera preferido un Argiñano, pues bien, que el político -------- ya sea en la izquierda en la derecha o en el medio está contra la cultura, le incomoda el artista, el escritor, el pensador imaginante, mientras el revolucionario es siempre con la cultura, Txabi Etxeberrieta, Pertur, Yoyes...

    adelante Guggenheim con vuestro horrendo mausoleo que conmemorará genocidio cultural consentido ------ por la piara de nuestros políticos y que nuestro pueblo desorientado ------ aguanta con su lacito borreguil al cuello y su no violencia (que) resulta el mejor aliado y de risa de terroristas y violencias irracionales. Expliqué al Tazio no mi sistema de inteligente y racional e incruenta violencia, pero sí que con mi sistema no precisaba más de un mes para poner en libertad a un secuestrado y asegurar desgana para nuevos secuestros

    voy a descubrir nuestra conspiración abortada: día 26, tres inocentes petardos. Galería Rekalde del Consejero, domicilio del Consejero y Fundación restaurante oficinas Sabino Arana del PNV, día 27 aniversario fusilamientos de Txiki y Otaegi (políticos no os presentáis) y al símbolo revolucionario imparable -------------------- en el lugar que cayó nuestro Txabi Etxebarrieta, y día 28 en la prensa 2 cartas, una mía al lehendakari ARDANZA y a continuación la otra que suponíamos recibir la misma el lehendakari y yo, aquí ---------- suprimida ya que totalmente fracasada (decido al final tal como era) el peligro ha pasado


    LA CARTA DE OTEIZA AL LEHENDAKARI ARDANZA

    habrá usted recibido como yo carta dirigida por viejos etarras gudaris a ese pobre y miserable Consejero de cultura que usted consiente como si usted no fuera responsable de lo que está haciendo contra nuestros artistas, contra nuestra cultura, contra nuestro pueblo (esa carta debe publicarse a continuación de ésta para conocimiento de nuestro país)

    pro respetuosamente, Lehendakari jauna, usted me conoce y tuvo la atención que a ningún otro político se le hubiera ocurrido, era usted entonces alcalde de Arrasate, esperarme una madrugada en restaurante en La Puebla Km 335(?), para conocerme. Mi agradecimiento fue grande y mi mayor cuando usted Lehendakari jamás se dignó pedirme a mí consejo o a alguno de nuestros artistas que hubieran podido aconsejarle orientarle en lo que usted ni su Consejero entienden artísticamente nada

    no comprende la culpabilidad toda que recae sobre usted en este desastre político y económico GUGGENHEIM. Que Dios guarde a usted muchos años (en su casa) y al Cura que tendrá en su momento que está tardando en llegar, de dar cuenta de nuestra FUNDACION SABINO ARANA PARA LA CULTURA que ustedes traicionaron y nos robaron además unos 80 millones recogidos por nuestro pueblo para la Fundación con esculturas de Basterretxea y mías. Vergüenza para Euskadi, pobre país desorientado empobrecido por gobiernos PNV reaccionarios ridículos inútiles, todos ustedes de cintitas y plañideras procesiones sin -------- valor ni autoridad
    buenas noches Lehendakari, que siga durmiendo bien

    Y LA CARTA DE ESTOS ETARRAS DE ANTES AL CONSEJERO DE CULTURA

    MUY URGENTE. Nos hemos reunido antiguos militantes en ETA y Euskadiko Ezkerra considerando la estafa y atentado criminal a nuestra cultura que es el proyecto GUGGENHEIM. Con tristeza y preocupación leímos el llamamiento SE ACABO GUGGENHEIM de Oteiza, ejemplo de compromiso obstinado al servicio cultural de nuestro pueblo. Alguno de nosotros le recuerda organizándonos en disciplina de Comandos urbanos a los primeros refugiados etarras desorientados en París.
    SE ACABO GUGGENHEIM o serán ejecutados el Consejero Arregi y el arquitecto norteamericano del proyecto. Que el Lehendakari ARDANZA considere su grave responsabilidad política en este sucio y grave affaire y tiene que darse prisa

    SI NO VEMOS CAMBIO INMEDIATO ACTUAREMOS RAPIDAMENTE

    Comentado por: El que inventó el patxarán el 17/5/2011 a las 11:57

  • El post del año. Lástima que no se vean bien las hojitas, prometen.

    Comentado por: Battiato el 16/5/2011 a las 21:31

  • Eres mundial. Cuando se te acabe el vino, me dices.

    Comentado por: juandiezdelcorral el 16/5/2011 a las 08:15

Deja un comentario




Tu correo electrónico:


Escribe los caracteres de la imagen (para evitar SPAM):

Comentario:


Foto autor

Biografía

Eduardo Gil Bera (Tudela, 1957), es escritor. Ha publicado las novelas Cuando el mundo era mío (Alianza, 2012), Sobre la marcha, Os quiero a todos, Todo pasa, y Torralba. De sus ensayos, destacan El carro de heno, Paisaje con fisuras, Baroja o el miedo, Historia de las malas ideas y La sentencia de las armas. Su ensayo más reciente es Ninguno es mi nombre. Sumario del caso Homero (Pretextos, 2012)

Bibliografía

1993 A este lado - ensayo - Editorial Pamiela, Pamplona.

1994 El carro de heno - ensayo - Premio Miguel de Unamuno. Editorial Pamiela, Pamplona.

Introducción, notas y apéndices a la edición facsímil de Diccionario de los nombres 

eúskaros de las plantas de José María de Lacoizqueta. Pamplona.

1996 Sobre la marcha - novela - Editorial Pre-Textos, Valencia.

Prólogo para Obra Vasca de Julio Caro Baroja - Editorial LUR San Sebastián.

1997 Os quiero a todos - novela - Editorial Pre-Textos, Valencia.

1999 Paisaje con fisuras - Sobre literaturas antiguas, tratos y contratos humanos - ensayo  

Editorial Pre-Textos, Valencia.

2000 Todo pasa - novela - Editorial Siglo XXI, Madrid 

2001 Baroja o el miedo - biografía - Ediciones Península, Barcelona.

2002 Torralba - novela histórica - Premio Nacional de Novela Históricia Alfonso X el Sabio 

Ediciones Martínez Roca, Barcelona. 

Los días de enmedio - ensayo - Ediciones Destino, Barcelona 

El pensamiento estoico - ensayo - Edhasa, Barcelona.    

2003 Historia de las malas ideas - ensayo - Premio Euskadi de Literatura 2004,

Ediciones Destino, Barcelona 

2007 Sentencia de las armas - ensayo - Finalista I Premio Internacional de Ensayo. Círculo de Bellas Artes/ A. Machado Libros, Madrid.

2012 Ninguno es mi nombre. Sumario del caso Homero - ensayo - Pretextos.

2012 Cuando el mundo era mío - novela - Alianza Editorial.

2015 Esta canalla de literatura. Quince ensayos biográficos sobre Joseph Roth - Acantilado
 

 
 
 
 
 
 
 
 

Página diseñada por El Boomeran(g) | © 2020 | Fundación Formentor | Barceló Torre de Madrid. Plaza de España, 18 28008 Madrid (España) | | Aviso Legal | RSS

Página desarrollada por Tres Tristes Tigres