PRISA utiliza cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia de navegación y realizar tareas de analítica. Al continuar con tu navegación entendemos que aceptas nuestra política de cookies.

Cerrar

El Boomeran(g)

El blog literario latinoamericano

viernes, 23 de agosto de 2019

 Blog de Jorge Volpi

Todo empezó en Tenancingo. "Las elegidas" y "Cuatro Corridos"

Tenancingo, Tlaxcala

Tenancingo, Tlaxcala

La leyenda sostiene que, desde épocas prehispánicas, los habitantes de Tenancingo, en el estado de Tlaxcala, se han dedicado -como otros pueblos a la cerámica o a la alfarería- a una profesión singular: la prostitución. Más allá de que esta versión sea cierta o producto de una invención malsana, no hay dudas de que a lo largo del siglo XX ha existido allí una tradición criminal que se prolonga hasta nuestros días. Muchos padres del lugar educan a sus hijas para ser prostitutas y a sus hermanos para traficar con ellas. En 2001, fue descubierta la red de los hermanos Julio, Tomás y Luciano Salazar Juárez, quienes llevaban años secuestrando a jóvenes mexicanas para obligarlas a prostituirse en Tijuana y en los "campos del amor" cerca de las plantaciones de fresas de San Ysidro, California.

 

(Aquí, el artículo de Peter Landesman, "The Girls Next Door", aparecido en la New York Times Magazine el 25 de enero de 2004: http://www.nytimes.com/2004/01/25/magazine/the-girls-next-door.html?pagewanted=7&pagewanted=all y una nota de El Universal de México al respecto: http://www.eluniversal.com.mx/nacion/107195.html)

 

En cuanto me enteré de esta historia, la idea de escribir sobre ella se convirtió en una obsesión que no dejó de atormentarme. Finalmente, en 2008 empecé a escribirla en forma de guión, pues me pareció que una película sería la vía idónea para narrar esta trama de opresión doble: mujeres mexicanas explotadas por los trabajadores sin papeles, explotados a su vez por sus patrones sin escrúpulos. A Pablo Cruz y Diego Luna, de Canana, la historia les entusiasmó y de inmediato eligieron a David Pablos para dirigirla. Durante meses David y yo trabajamos en el guión, hasta que en cierto momento nuestras agendas lo volvieron imposible. A partir de entonces, la historia original de Las elegidas -titulada así desde el inicio- siguió tres caminos paralelos.

            Mientras David retomaba algunos de los personajes de la excéntrica familia de traficantes de mujeres dibujada en la historia original -en especial los más jóvenes-, y les daba nueva vida en un guión escrito por él, yo la conducía hacia otros dos proyectos. En primer lugar, tomé las voces de cuatro de las protagonistas -dos víctimas, una de las jefas de la banda y una policía mexicano-americana- para escribir el libreto de la ópera Cuatro Corridos, comisionada por Susan Narucki y el departamento de Música de la Universidad de San Diego.

 

(Aquí, la página oficial de Cuatro Corridos, con textos e imágenes: http://cuatrocorridos.com/ y aquí una reseña de Los Angeles Times: http://www.latimes.com/entertainment/arts/culture/la-et-cm-cuatro-corridos-at-zipper-concert-hall--20140806-column.html)

 

En este proyecto binacional, la música fue encomendada a dos compositores mexicanos, Hilda Paredes y Hebert Vázquez, y a dos estadounidenses,  Lei Liang y Arlene Sierra. Desde su estreno en San Diego en 2013, estos cuatro monólogos se han presentado en Dallas, Alburquerque, Tijuana y Los Ángeles -donde se grabó hace apenas unos días-, y del 15 al 17 de mayo tendrá su estreno en la ciudad de México, en el Centro Nacional de las Artes. Al mismo tiempo, decidí darle una nueva forma literaria a la historia original y, a lo largo de estos años, la transformé en una novela en verso, titulada igualmente Las elegidas, que será publicada en septiembre por Alfaguara.

 

(Aquí, una entrevista con David Pablos: http://www.jornada.unam.mx/ultimas/2015/04/16/las-elegidas-una-cinta-con-mucha-entrana-david-pablos-4986.html )

 

            Que un mismo relato haya sido capaz de inspirar todas estas versiones y a artistas tan destacados demuestra su poder telúrico. Más allá de sus diferencias, cada una de las obras inspiradas por él alientan la indignación frente a una realidad que sigue muy presente entre nosotros. Las historias que se cuentan en la película, la ópera y la novela han de servirnos para ver y oír justo aquello que obviamos o silenciamos. Espero que el estreno de Las elegidas, de David Pablos, en la sección Un certain regard del Festival de Cannes, a mediados de mayo, que coincidirá exactamente con las presentaciones de la ópera en el Centro Nacional de las Artes, así como la publicación de Las elegidas en septiembre de este año, perturben a sus distintos públicos tanto como a mí y a los demás artistas que se han inspirado en estos relatos y, en la pequeña medida en que el arte puede influir en la realidad, contribuyan a erradicar definitivamente el tráfico de mujeres y la prostitución infantil, abominable herencia de tiempos oscuros.  

 Un fotograma de

 Un fotograma de "Las elegidas" de David Pablos (Canana, 2015)

 

Y aquí un capítulo de la novela en verso (Alfaguara, 2015):

 

42

 

Cuando se fruncen las estrías de la noche

y las ciudades gemelas se untan con cenizas

los mojados dejan atrás las altas torres

labradas con su sudor y su nostalgia,

los ladrillos, el cemento, los cristales,

la argamasa, las tuberías, las junturas,

y se congregan en las mustias callejuelas

-morenos fantasmas invisibles-

a mascar densas bolas de carnaza

untadas con ese brebaje avinagrado

que remeda el rojo de la sangre.

Una vez las tripas satisfechas,

los mojados cruzan el barrio a trompicones

y se arremolinan frente al Mantarraya:

un hipopótamo abre o cierra la cadena

y deja afuera a prietos y pusilánimes.

Adentro bulle el infierno o el edén:

mil cuerpos que desfilan en escorzo

vestidos si acaso por los neones,

cinturas esculpidas por el hambre,

inconquistables tetas adiposas

serpenteantes en las jaulas de aluminio.

Nadie oye la cumbia, la bachata,

los insufribles, tristísimos boleros,

tras los inocuos vaivenes en los muslos

las uñas se adueñan de las nalgas.

Un billete de más en la entrepierna

otorga el paso franco a nuestro origen:

los clientes se abisman en esas rajaduras

como quien echa de menos a los dioses.

 

[Publicado el 18/4/2015 a las 11:25]

[Etiquetas: Las elegidas; David Pablos; Cuatro Corridos]

Compartir:

Comentarios (14)

  • texto para la reflexión

    Comentado por: angry birds festa el 20/9/2015 a las 20:04

  • Es aterrorizante esta situación igual a la de otros estados de la república en donde todos saben que existe, y que otros tantos tienen el valor de denunciar, en resumen todos lo sabemos menos los que tienen la obligación, los recursos la infraestructura y los recursos para combatir este cáncer social que esta asesinando nuestra paz nuestras familias y nuestro futuro

    Comentado por: Alejandro Vazquez y Rodriguez el 17/5/2015 a las 19:48

  • hola
    es muy triste que en esta epoca y en nuestro pais hayan este tipo de abusos hacía la mujer hay que tomar conciencia y tener un mejor trato hacia la mujer y es bueno saber que aun hay personas que se interesen en este tema.

    Comentado por: Jaquelin el 13/5/2015 a las 00:06

  • Eres muy valiente al tocar temas tan difíciles, que lastiman a toda la sociedad ,y todos somos responsables de una u otra manera.Tenemos que trabajar en unidad,fomentando el valor del respeto y la honestidad.Felicitaciones y éxito en la premier de la cinta y en la presentacion de tu novela .exelente día

    Comentado por: Nohemi Santiago el 06/5/2015 a las 20:27

  • Gracias por compartir, de alguna forma nos ayuda a abrir los ojos y entender que esta actividad no deja nada bueno a nuestra sociedad, dejando nuestra humanidad en lo peor de las condiciones; ya sea que se juegue el papel como consumidores, mediadores o prestadores del servicio, muchas veces en contra de su propia voluntad.

    Comentado por: norma el 06/5/2015 a las 05:07

  • Un tema fuerte e increible pero cierto, aunque lo mas duro es que las autoridades sabiendo como funciona todo no hagan nada por detenerlo.
    Al maestro Volpi y a todos los que participan en el proyecto una felicitacion, primero por el trabajo que estan haciendo y segundo por atreverse a alzar la voz en un tema tan delicado del que no todos tienen el valor de hablar.

    Comentado por: DAVID ARROYO el 05/5/2015 a las 07:27

  • La aportación que con su trabajo nos brinda es una gran ayuda para despertar el interés de las autoridades y de esta forma comiencen un trabajo serio para desarticular este negocio con décadas existiendo a expensas de funcionarios y población en general.
    Sería algo magnífico que pudiera presentar su trabajo en este Estado tan acostumbrado a vivir de la mano con sucesos tan horrorosos como la trata de blancas para refrescar la memoria y no dejar que se sigan cometiendo estas atrocidades.
    Por último es triste que el Estado más pequeño de nuestro país sea conocido a nivel internacional por algo tan vergonzoso siendo que cuenta con tradiciones bellísimas y un pueblo por lo demás demasiado cálido.
    Una felicitación Maestro Volpi por su inigualable trabajo.

    Comentado por: Yawinci el 04/5/2015 a las 20:55

  • Este tipo de artículos llama mi atención por este tipo de temas sombríos ya que en nuestro país es un tema bastante critico y no es cuestión simple de un estado como no los hace cree el gobierno , además de lo interesante que suena el como el Maestro Jorge Volpi, por medio de un guion que favorece la literatura nos hace referencia a uno de los grandes problemas de nuestro Mexico del cual han tratado de ocultar a pesar de que muchos no han terminado de entender la equidad de genero y que solo llegan a ver al genero femenino como un negocio, sexo débil, objeto sexual etc ; Ademas de que es triste saber el como un estado como este que es visitado por su famosa artesanía este siendo utilizado para este tipo de trafico de personas y que hasta las mismas familias se lleguen a prestar para ello, Esperemos que este tipo de guionistas que con ayuda de distinto generos hagan conciencia en la gente y no solo en nuestro país y tomen en cuenta que se están violando sus derechos de la mujeres con las cuales trafican y aquellas que tampoco hacen nada por evitarlo aun teniendo conocimiento.

    Comentado por: jenny el 02/5/2015 a las 04:39

  • Verdad sorprendente que un tema tan delicado se preste para nutrir el arte de nuestro país. No es crítica, al contrario, un aplauso para el maestro Volpi que mediante la letra nos transmite de manera magistral una de las infinitas fracturas que tiene nuestro México.

    Comentado por: Oscar G. el 28/4/2015 a las 18:50

  • Un síntoma de muchas épocas en las sociedades humanas que ha permanecido dentro del calificativo de "Tabú" es la práctica de la prostitución.Volpi hace un recorrido desde la creación literaria, a travez del guionismo hasta la expresión cinematográfica con tal de evidenciar la problemática de la prostitución regenteada por los actuales capos de la mafía en México. Ahora, revela, es un esclavismo de las mujeres, casi niñas, el que esta en boga y se exporta a las grandes ciudades de Estados Unidos para comerciar, contra la voluntad de las mujeres, el uso de su sexualidad como un artículo de consumo. La falta de valores es absoluta y la acción que violenta los derechos humanos de la mujer no puede ser más malévola y decadente. Esperemos que esfuerzos como los de Jorge Volpi contribuyan a evidenciar cada vez más estas delictivas actividades y que las autoridades persigan hasta las últimas consecuencias este tipo de crimenes que erosionan los campos del buen sentido de la vida y la justicia social.

    Comentado por: Néstor Z el 28/4/2015 a las 03:54

  • Es una pena saber que en nuestro país, es esta epoca en donde se supone que hace muchos años se abolio la exclavitud aún haya mujeres que lo padecen, ya que son vendidas para usos sexuales,y aquellos pueblos bellos donde las artesanias se elaboran ocultan este tipo oficios como la prostitucion o la venta de mujeres, increible creerlo pero es parte de nuestro México.

    Comentado por: barbara el 19/4/2015 a las 07:28

  • Definitivamente es mejor dedicarse a la cerámica o a la alfarería que a la prostitución.
    Lamentablemente como dicen hace mucho tiempo las niñas eran obligadas a prostituirse por sus propios familiares, y esto todavía lo podemos ver en la actualidad. Desgraciadamente hay gente que se dedica a secuestrar jovencitas para traficar y obligarlas a prostituirse.
    Yo soy originaria de Tlaxcala y no sabia que en este estado hay una gran red de prostitución.

    Comentado por: Lupita Arista el 19/4/2015 a las 05:30

  • Verdad recalcitrante, cierto es que en el estado de Tlaxcala la situación apunta a una red de prostitución que supera todo y a todos; intereses de por medio y una situación poco alentadora es el panorama sombrío que tiñe las vidas de quienes se ven alcanzados por ese monstruo de la prostitución, en unos casos por decisión propia y en otros más por elección.

    Comentado por: Pablo Chávez el 18/4/2015 a las 21:12

  • es muy cierto tantas situaciones que vemos hoy en día lo bueno que con personas como usted que da a conocer estas historias se puede hacer conciencia para evitar estos actos excelente día

    Comentado por: DANIEL el 18/4/2015 a las 18:22

Deja un comentario




Tu correo electrónico:


Escribe los caracteres de la imagen (para evitar SPAM):

Comentario:


Foto autor

Biografía

(México, 1968). Es autor de las novelas La paz de los sepulcros, El temperamento melancólico y En busca de Klingsor (premios Biblioteca Breve y Deux Océans-Grinzane Cavour). Con ella inició una "Trilogía del siglo XX", cuya segunda parte es El fin de la locura y la tercera No será la Tierra. También ha escrito las novelas cortas reunidas en el volumen Días de ira, así como Sanar tu piel amarga, El jardín devastado y Oscuro bosque oscuro. Es autor de los ensayos La imaginación y el poder, La guerra y las palabras, Mentiras contagiosas (Premio Mazatán al mejor libro del año 2008), El insomnio de Bolívar (Premio Debate-Casa de América 2009) y Leer la mente. En 2009 obtuvo el Premio José Donoso de Chile por el conjunto de su obra. Ha sido profesor en las universidades de Emory, Cornell, Las Américas de  Puebla, Pau, Católica de Chile, Nacional Autónoma de México y Princeton. Ha sido becario de la Fundación Guggenheim y miembro del Sistema Nacional de Creadores de México. Ha sido condecorado como Caballero de la Orden de Artes y Letras de Francia y con la Orden de Isabel la Católica de España. Fue director de Canal 22 entre 2007 y 2011. Es colaborador de los periódicos Reforma y El País. Sus libros han sido traducidos a veinticinco idiomas. En 2012 recibió el premio Planeta-Casa de América por su novela La tejedora de sombras. En 2014, publica su novela Memorial del engaño en América Latina y España y, para el año 2015, estará publicada en Brasil, Portugal, Italia y Francia. Actualmente es director general del Festival Internacional Cervantino. 
 

Bibliografía

Memorial del engaño (2014). Ediciones Alfaguara, España

Leer la mente (2011). Ediciones Alfaguara, España

No será la tierra (2006). Ediciones Alfaguara, España

Dos novelistas poco edificantes (2004). Volpi, Jorge; Urroz, Eloy. Algaida Editores, España

Geometric intimacies. Sebastián Sculptor (2004). Ediciones Turner, España

Geometría emocional. Sebastián escultor (2004). Ediciones Turner, España

La guerra y las palabras (2004). Editorial Seix Barral, España

El fin de la locura (2003). Editorial Seix Barral, España

Desafíos de la ficción (2002). Volpi, Jorge, [et. al.] Universidad de Alicante. Servicio de Publicaciones, España

En busca de Klingsor (2000). Círculo de Lectores, España

El juego del apocalipsis: un viaje a Patmos (2000). Nuevas Ediciones de Bolsillo. España

Tres bosquejos del mal (2000). Urroz, Eloy; Padilla, Ignacio; Volpi, Jorge. El Aleph Editores, España

 

 

 

 

Página diseñada por El Boomeran(g) | © 2019 | c/ Méndez Núñez, 17 - 28014 Madrid | | Aviso Legal | RSS

Página desarrollada por Tres Tristes Tigres