PRISA utiliza cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia de navegación y realizar tareas de analítica. Al continuar con tu navegación entendemos que aceptas nuestra política de cookies.

Cerrar

El Boomeran(g)

El blog literario latinoamericano

miércoles, 5 de agosto de 2020

 Félix de Azúa

Un ojo que todo lo ve

Leo en la prensa que los servicios de espionaje españoles pillaron a un alto cargo del PNV recibiendo recados de ETA. Ya sabíamos que las diferencias entre ambas formaciones sólo son comprensibles de La Rioja para abajo, pero ello no impide que la conversación fuera una belleza:

“Que si te pasé las mariconadas esas de la hostia, pues”, “Que sí, Pachi, que sí”. En este tono. Hablaban como vizcaínos de chiste. Qué gentecita. Y los recados eran órdenes de ETA sobre la extorsión a empresarios. Y los llevaba un alto cargo del PNV en un bolsillo. Y no pasa nada. Es como para morirse de risa.

Si la policía española tiene ya la capacidad técnica como para poner en evidencia a un jerifalte del PNV, eso quiere decir que las cosas han cambiado y comprendo que los de ETA se palpen el bolsillo.

La capacidad de control se ha desarrollado a tal velocidad que apenas si nos hemos dado cuenta. Todavía en el siglo XVII, un soldado como Martin Guerre tenía que demostrar ser quien decía ser ante el tribunal de Toulouse mediante el juramento público de su propia mujer, porque su tío le acusaba de ser un impostor. Nadie tenía la identidad garantizada más que por el testimonio de los vecinos. Uno era lo que decían sus vecinos.

Todavía durante el Tercer Reich algunos judíos pudieron escapar a la muy eficaz policía alemana. Los esbirros iban casa por casa con una lista de nombres y comprobando que cada nombre se correspondiera con el inquilino buscado. También la colaboración de los vecinos fue esencial: con los actuales sistemas de control no se libraría ni un sólo judío y no serían necesarios los vecinos.

Tengo delante de los ojos el control numérico correspondiente a un día cualquiera de un ciudadano normal en cualquier ciudad civilizada. Todos, absolutamente todos, estamos siendo controlados constantemente, sin que por eso nos sintamos aplastados por un régimen totalitario.

Las principales fuentes de control son: el teléfono móvil, los peajes de las autopistas, las tarjetas de transporte público, las facturas del supermercado, el paso por aeropuertos y estaciones ferroviarias, el uso de cajeros automáticos, los registros de entrada y salida del lugar de trabajo, las cámaras de seguridad callejeras, las de los bancos y comercios, por supuesto todos nuestros pasos por Internet (éste mismo, por ejemplo), y los sistemas secretos que desconocemos, como el que aplicaron al tipo del PNV.

Un comisario de los de antes, colilla al labio y quiniela en el bolsillo, es ahora capaz de decirnos con toda exactitud y en diez minutos lo que hemos hecho en los últimos doce meses, día a día, hora tras hora.

Sin embargo, ¿verdad?, vivimos en una democracia, defendemos las libertades individuales, nuestra prensa es libre porque defiende el equilibrio entre seguridad y libertad, y las ballenas suelen anidar en los abetos cuando llega la época de celo porque se alimentan de cerezas y pastel de queso.

Hay un ojo que lo ve todo, pero nadie nos ha explicado a qué cabeza pertenece. O sea que a nadie le importa.

Obsérvese, sin embargo, que los realmente poderosos (mafias de la droga, de las armas, de la química, de lo nuclear, terroristas auténticos, blanqueadores de dinero, gángsteres, señoritos de la guerra y otros de semejante pelaje), escapan a todos los controles porque pueden pagarse los mecanismos técnicos necesarios para neutralizar a los mecanismos técnicos enfrentados.

[Publicado el 27/6/2006 a las 07:42]

Compartir:

Comentarios (37)

  • Amigo Félix, repose tranquilo, el único Ojo que lo controla todo sigue siendo el de Dios; hace siglos anunció Eckhart que se estaba muriendo y de momento sigue sin mejorar (no dé crédito a las buenas lenguas apostólicas). ¿De qué mundo pasado siente nostalgia? ¿O sufre porque el porvenir libre y democrático llega demasiado lento? ¿Echa de menos su infancia, cuando aún no sabía? ¿O su tumba, donde ya no sabrá?
    El Ojo no está en una cabeza, ilusión antropocéntrica. Ese antiagujero negro donde nada se pierde refleja los guiños de sus espejeantes ojos. Porque no se pueden ver a sí mismos han inventado su fantasma, no su doble, sino su mitad. La luz no viene de fuera. De sus ojos han emanado sus ídolos. Dentro el vacío.

    Comentado por: Zenón de Elea el 28/6/2006 a las 00:01

  • El curioso y patético hecho español reside en que sólo se puede vencer frente aquellos paises cuyo caciquismo sea más elevado, a saber: arabia Saudí, Tunez, Ucraina...

    Comentado por: Tipo de incognito el 27/6/2006 a las 21:10

  • Amigo vic: no sé por dónde van sus dudas, pero si puedo serle útil, cuente conmigo.

    Comentado por: Al59 el 27/6/2006 a las 21:05

  • Escribía un buen amigo, a sus 15 o así:

    "Sobrevive como puedas en este maldito mundo. Éste es tu objetivo." ¿Y tú te conformas con sobrevivir? ¡Entonces eres una pieza demasiado fácil! ¡Quizá haya sido esta falta de aliciente la que te ha mantenido con vida hasta ahora!

    Comentado por: Al59 el 27/6/2006 a las 21:02

  • Mañana en la COPE: "Otra victoria del nacionalismo catalán" Aquí y ahora, en Barcelona, suenan los restos de la pólvora de San Juan lo que confirma que detrás de cualquier derrota hay siempre, como mínimo, un ganador. Los principes de Asturias, recogen los bártulos del palco y se dirigen a pasar una noche salvaje al palacete pagado por los contribuyentes. España se lo merece por monárquica.

    Comentado por: Tipo de incognito el 27/6/2006 a las 21:01

  • último minuto y marca FRANCIAAAAAAA: 1-3 Gran victoria

    Comentado por: Tipo de incognito el 27/6/2006 a las 20:49

  • últimos 3 minutos, y el mundo volverá a girar.

    Comentado por: Tipo de incognito el 27/6/2006 a las 20:47

  • Minuto 86 1-2 Vamos ganando.

    Comentado por: Tipo de incognito el 27/6/2006 a las 20:43

  • 1984 existe. Busquen información sobre el proyecto echelon y ya verán. La chaquetera frase "te tengo registrao chaval" nunca fue tan cierta (y acertada).
    ¿Y qué creían? ¿que toda la pasta se la gastaban en hojalata? Hoy por hoy, en el mundo económico, periodístico, político..es decir,lo que unos entienden por mundo civilizado (sic), la información es poder. Quién tiene acceso, tiene información, y si tienes información y la capacidad de usarla: estás en el sistema.
    Suena apocalíptico, pero quién dijo que el mundo no lo era?

    El arte parece ser el último reducto de la racionalidad bien entendida. Aunque hay algunos que aún pretenden deshumanizarlo. El Farenheit de truffaut parece estar cerca.
    Llegará el dia en que nos demos cuenta que la sobresaturación informativa no vale un pedo, y más teniendo en cuenta que frecuentemente viene manipulada por descerebrados.
    Yo sólo sé qué es un árbol cuando lo veo, lo toco y lo puedo oler.
    El otro día por la radio escuché una tertuliana muy orgullosa de sus pensares (más bien pesares) afirmando que nunca iría a un museo que requiriera el esfuerzo de recorrer dos estaciones de metro. Siguiendo con esta línea de opinión afirmó que los museos no eran necesarios, puesto que ya existían los museos virtuales en internet!!!!!!

    Se conoce que de la tipa esta descendieron los monos, y luego vinimos los humanos. Ni eslabón ni puñetas, es el principio de la cadena!!!
    Quizás algunos sí mercen que se les vigile de cerca.

    Comentado por: Tipo de incognito el 27/6/2006 a las 20:37

  • Aprovecho que esto parece la Gran Via ahora,ni que hubiese Evento Nacional,para hacer un comentario.
    Comprendo la preocupacion de algunos por el creciente control sobre el individuo que puede observarse.Es la vuelta a la aldea,ahora,global.La sensacion de opresion,se desvanece,cuando el individuo,se integra ,como mejor pueda, en el grupo.De observado,se convierte en observador,es el quien escruta.
    Me voy a ver el Evento.

    Comentado por: maleas el 27/6/2006 a las 20:06

  • ¡Bah!

    Comentado por: jo tía el 27/6/2006 a las 18:46

  • a la Sra. Xirau

    "Relacionada con ella está la costumbre de creer que cuando uno se expresa con libertad y sin convencionalismos,..."

    ¿Es posible que la relación entre el temor/deseo de ser observado y las "ideas propias" tenga que ver con que ambos sean síntomas de la posición del individuo en la sociedad moderna? Si es así, entendería yo que el texto del Sr. Azúa me suene más a síntoma que a diagnóstico.

    Acerca de las "ideas propias" me pareció muy útil taylor:ética de la autenticidad (disculpe la pedantería de recomendar un libro, que sólo se empeora cuando se regala)

    Comentado por: ortega el 27/6/2006 a las 16:45

  • Opa yo viacé un corrá...
    Suerte que aún le late el corazón, mal andaríamos si así no fuese.
    Mal andaría.
    No andaría.

    Corto y agudo, cambio.

    Comentado por: Juanita Fernández del Oreal el 27/6/2006 a las 16:15

  • Ay, que Mireia ya está aquí. Me late el corazón... Hola.

    Comentado por: Juan Pérez del Corral el 27/6/2006 a las 15:51

  • Se equivocan ustedes de persona. Yo soy Juan Pérez del Corral, no Juan Díez del Corral, quediostengaensugloria. ¿Seguro que leyeron el post sobre la ironía de Azúa, que es, después de todo, lo que aquí nos convoca? Sigan con sus paridas, por Dios, faltaría más, aunque un poquito más de sentido del humor y de comedimiento en el tamaño de las parrafadas sería un detalle por su parte. Ciao.

    Comentado por: Juan Pérez del Corral el 27/6/2006 a las 15:50

  • Lo peor que tiene el indignarse por estar siendo vigilado es suponer que --dado que a uno lo vigilan-- lo que hace uno tiene interés para alguien. En realidad, los sistemas panópticos se inventaron para elevar la autoestima de los observados. ¿En qué pozo nos hundiríamos si de pronto nos dijeran que los aparatos de observación no funcionan, y que cuando se estropean no se reparan? Ésta es la que podríamos llamar la "falacia del observado compulsivo" o individuo que cree que si lo miran por algo será. Relacionada con ella está la costumbre de creer que cuando uno se expresa con libertad y sin convencionalismos, entonces sí que es "uno mismo" y, por tanto, alguien único e irrepetible. Es la "falacia de las opiniones personales", que expone un amigo mío profesor de universidad, más progre de lo que dice, que manda todavía "trabajos" a los alumnos. Naturalmente, éstos le preguntan: "Profesor, ¿se pueden incluir opiniones personales?", y él contesta pidiendo por favor que no: "Procuren que las opiniones no sean personales, porque cuando lo son resulta totalmente intercambiable una de ellas con cualquiera de las otras."

    Comentado por: Mireia Xirau el 27/6/2006 a las 15:47

  • Vamos a ver....después de sobremachacar(?!) con la idea de que si los escribidores en el blog son fantasmones diletantes, que si cada uno escribe para pavonearse, que si uno lo que quiere es que le lean en este mundo monadil (?!) (que el abogado que está en los cielos me perdone),que si tal y tal y tal...( con permiso del señor Gil, ya fallecido aunque en el Salsa Rosa salga alguna diciendo que lo ha visto comiendo sandwiches de plátano frito y mantequilla de cacahuete con 'el Rey' en alguna playa sudamericana); yo sr. Pérez del Corral no tengo messenger, si usted me lo paga...; como sospecho que no lo hará, que no ejercerá de 'Warren Buffet' al suo stilo.
    Me temo que responderé aquí al sr. Javierus, y deje de decir lo que se debe escribir como si fuera su cortijo el blog; con no leernos....

    Comentado por: vic el 27/6/2006 a las 15:40

  • Tiene usted razón, señor Pérez. Me callo. Y le dejo a usted seguir con el "aurresku" y al otro con los chistes de vascos porque esas sí que son cosas que van al fondo del asunto.

    Comentado por: Javierus el 27/6/2006 a las 15:06

  • Nada, nada, ni puto caso, aquí cada loco con su tema. ¡Con lo fácil que les sería a javierus y vic hablar por el messenger, que para eso está, coño!

    Comentado por: Juan Pérez del Corral el 27/6/2006 a las 14:36

  • Es curioso esto del 'blog'. "L'auteur" expone cada día una dosis de ideas y palabras. Los lectores lo siguen cual machos en celo detrás de su olfato y cada uno, luciendo su propio saber y entender, quiere ser a su vez perseguido o al menos leído por todos los otros. Tenemos, al menos, un entretenimiento garantizado. Pero me da la impresión de que el juego se basa precisamente en el hecho de que, 'en realidad', el discurso del "maitre" apunta siempre hacia otro sitio.

    Comentado por: Nosolonada el 27/6/2006 a las 14:35

  • A Vic

    Pues entonces estamos de acuerdo. Tampoco yo pretendo decir que la poesía sea superior a la ciencia. Sí que es una forma de conocimiento.
    Sólo quería mostrar mi molestia frente a ciertas formas de ideología ilustrada "cientifizante" y prepotente, que abunda en ciertos ámbitos (académicos, sobre todo, y de "creación de la opinión")y sus actitudes condescendientes en cuanto oyen hablar de "ideas del mundo" que no coincidan con las de la religión científica vigente.

    Comentado por: Javierus el 27/6/2006 a las 14:29

  • ... yo estoy con spidigonzalez, aunque me inclino a pensar que, como en tantas otras cosas, se trata de un asunto de gustos. Los hay ultra defensores de lo privado como partidarios del despelote en público. Y no me parece, en absoluto, muestra de inteligencia lo primero. También, abrirse, es una cuestión de aprendizaje. Efectivamente vamos dejando rastros por todos sitios y es cierto que, si analizamos esos rastros, resulta muy evidente lo parecidos que somos. Sí somos distintos en la manera de expresarnos. Pero en lo que deja rastro, en nuestros actos, en eso somos tan parecidos entre nosotros como cualquier otra especie animal. Y no, a mí tampoco me importa que sepan en qué gasto y cómo, a quien llamé y cuando, donde fuí, qué comí con quién... Nada. Aun con todo, me parece un poco impostada, o aprendida, la postura de Azúa. Es decir, no le veo angustiado por dejar tantos rastros cuando salen de una tarjeta de crédito, del uso del móvil, de una autopista, aeropuerto... ¡Qué desgraciados son los anónimos absolutos!

    Comentado por: Javier el 27/6/2006 a las 14:15

  • Queridos vascos, siento haberos abierto los ojos. Sí, los Reyes son los padres, y el aurresku es una soberbia gilipollez que sólo produce vergüenza ajena...

    Comentado por: Juan Pérez del Corral el 27/6/2006 a las 14:09

  • A Javierus,

    Me parece muy interesante su texto, de veras, desde mi posición de 'amateur' , en lo que respecta a la 'literatura', crítica y análisis, gracias.

    Pero cuando hablaba de Safo y de su permanencia en la actualidad, no veo contradicción con lo científico, ni superioridad, porque son 'inconmensurables' como diría Kuhn ( aunque la literatura no sea un 'paradigma'); no tratan de lo mismo.

    Comentado por: vic el 27/6/2006 a las 14:07

  • Hala, ya está, chavalotes, basta de pajas mentales y parrafadas kilométricas que nadie lee (¿se creerá el tal spon71 que alguien va a perder media vida leyendo su tesina doctoral de cortar y pegar?). A partir de ahora, sólo valen comentarios cortos, inteligentes y agudos, ¿vale? ¡¡¡Por Dios, que venga ya mi querida Mirela Xirau!!!
    PD: Los vascos son gente increíble: ¡¡¡¡ESTÁN CONVENCIDOS DE QUE EL AURRESKU (esa especie de baile gilipollas o gimnasia de mariquitas) ES UNA OBRA DE ARTE!!!! ¡¡¡Qué valor (como cuando pegan el tiro en la nuca)!!!

    Comentado por: Juan Pérez del Corral el 27/6/2006 a las 14:03

  • Sr. Azúa, muy bueno su chiste de vizcaínos paletos, con el "qué pasa Patxi pues", ja, ja, ja.

    Comentado por: Victor Hughes el 27/6/2006 a las 13:40

  • Para vic
    Perdone. Pero no entiendo alemán.
    Traduzco unos fragmentos de teoría literaria y de poética por si pudieran servir.


    Pound dice que "la imagen no es una idea. Es un nódulo o racimo radiante, un vórtice por el que y desde el que las ideas se precipitan constantemente"..."La organización de las formas consiste en una acción mucho más enérgica y creativa que la de copiar e imitar la luz que da sobre un montón de heno". Que "las palabras pueden estar cargadas,además de con significado, con alguna propiedad musical, que oriente al significado(melopoeia)", puede "proyectar imágenes sobre la imaginación visual(phanopoeia)" o puede recrear "una danza del intelecto entre las palabras(logopoeia)".

    O el propio Zukofsky "La poesía es algo más filosófico y de más honda importancia que la historia" (Aristóteles,Poética, 9)... La poesía siempre has sido considerada más literaria que la música, aunque la llamada "música pura"
    pueda ser literaria en un sentido comunicativo...Las partes de una fuga de Bach se comportarían como hombres educados en una discusión bien llevada. Pero la música no depende básicamente de la voz humana, como la poesía, para trasladar su mensaje. Y a la imaginación le es factible separar el habla de todos los elementos gráficos, permitirle que se convierta en un movimiento de sonidos. Este horizonte musical de la poesía (que incidentalmente los poemas quizá nunca alcanzan) es lo que permite a cualquiera que desconozca el griego escuchar y obtener algo de la poesía de Homero: "sintonizar" con la tradición humana, con esa voz que se ha desarrollado entre los sonidos de los objetos
    naturales, y así escapar a los límites de tiempo y lugar"(...).

    "Poesía es exacta información de la existencia tomada de donde se forma, e información de su propia existencia, esto es del movimiento y tono de las palabras. Ritmo, timbre, acorde con la existencia, ese el rasgo distintivo de su técnica."

    Louis Zukofsky, "A Statement for Poetry", en "Prepositions", University of California Press, 1981, pp. 19-20.
    (...)
    "La buen poesía está determinada por "el meollo de la cuestión" que, en definitiva es la consciencia que tiene el poeta de las diferencias, cambios y posibilidades de la existencia. Si la poesía no siempre traduce literalmente de una lengua a otra, de una época a otra, ciertas emociones duraderas encuentran un equivalente o paráfrasis en todos los tiempos. El equivalente o paráfrasis, si se hace bien, es poesía por propio derecho, no mera traducción."

    Louis Zukofsky, A test of poetry[1948], Wesleyan University Press, p. 60 [versión mía].

    Sí. Es difícil de aceptar. Con mi inglés tan solo llego a rozar núcleos de significado. Además parece que las palabras se usan en varios sentidos a la vez. La tentativa de trasladar el sonido del latín de Catulo al inglés haciendo que el sentido juegue o culebree por entre medias (o se vaya de paseo) se entiende mejor en el proyecto poético de la modernidad anglosajona, en su idea de la traducción como reinvención, recreación. Zukofsky es discípulo de Pound y pretende llevar más allá sus logros en obras como "Cathay", con Li Po "Hommage to Propertius" con Propercio o "Seafarer" con su original anglosajón; quizá, sobre todo, este último que también en sus primeros versos "traslada" al inglés moderno la sonoridad del texto original.
    Claro, "Catullus" es el ejemplo extremo, trasladar la sonoridad del original de un poeta latino a un texto inglés contemporáneo. ¿El resultado?, hombre, al menos un experimento interesante, aunque me parece que no puede compararse con los de su maestro. Otra cosa es que desde el español nos resulte (al menos a mí) un "absoluto trabalenguas" (para el lector inglés tampoco es fácil, tengo entendido).

    Zukofsky me parece un poeta muy valioso, sobre todo en sus poemas breves. El poema extenso "A" es tan difícil y alusivo como los "Cantos" de su maestro o más [e incluye una versión del "Rudens" de Plauto con técnica similar al
    "Catullus"]. "Bottom" es una curiosísima amalgama de textos y reflexiones en torno a Shakespeare. Se le considera padre inspirador de la actual corriente de los "Language poets".

    Comentado por: Javierus el 27/6/2006 a las 13:31

  • Perdón, error, la frase es 'ille mi par esse deo videtur'

    Comentado por: vic el 27/6/2006 a las 11:44

  • Buenas tardes.
    Comentario en voz alta de un grupo de vascos de esos que ejercen de jóvenes vascos (pero que ya han pasado de los cuarenta) con mala catadura (y no por sus atuendos, sino por la expresión que se han ganado sus rostros) en el comedor de una casa de comidas de Ávila (por cierto, excelente y barata)... uno: "¡A este Marlaska le quedan dos telediarios!"/ otro: "¡hombre, me lo vas a decir a mí!" / a continuación risas y regocijo general. Una de dos: o muy familiarizados con eta o muy familiarizados con lo que va a hacer el psoe (¡o las dos cosas!). A éstos no les importa que les observe ningún ojo.
    No es extraño que tipos así se puedan sentir casi como en casa en un pueblo tan castellano como Ávila habida cuenta de la cantidad de memoria de España Vieja que existe aderezada con rastros de un revolucionarismo patriótico sagrado: iglesias, conventos, cruces de piedra, rollos de picota, blasones familiares...+... calles del Generalísimo con sus medallones (casi mascarones), mural gigante en rojo de la falange joseantoniana en un lienzo (exterior) de la catedral, etc... Un "patrimonio" (qué asco de palabro) con el cual los tranquilos abulenses viven en paz y armonía, pero que a los hijos de Aitor, sin duda, enardece por simpatía cual cuerda de contrabajo. Aquella esencia de lo vasco como quintaesencia de lo español no ha desaparecido todavía.
    Por cierto, es cierto don Félix que es excepcional la entrevista de Letras Libres a Juaristi. Ojo al libro que menciona de Molina Aparicio: cómo se divulgó la parafernalia identitaria vasca gracias al republicanismo liberal español (antifuerista) que deseaba un país vasco fuera de la nación española moderna... Con ello se querían quitar el carlismo de encima de una vez y para siempre, pero, al final, -hélas- hicimos un pan como dos hostias.
    Otro día hablo de Ávila (hoy no hablo de Ávila). De sus líricas y sus goces culinarios.

    Comentado por: (em)prendedor de coches el 27/6/2006 a las 11:25

  • Sr. Spidigonzález:

    A mi sí me importa que me miren. Tengo cosas que ocultar, quizás vicios, quizás pecados públicos o privados, quizás mi vacío interior. Tengo necesidad de un espacio protegido de las miradas.

    Nunca dejo la puerta del baño abierta para seguir la conversación con las visitas desde allí.

    Nunca me muestro en calzoncillos, a ser posible, ni siquiera ante amigos de confianza.

    Me gusta, prefiero, me siento mejor, afeitándome a solas, ante el espejo, claro.

    En el campamento de verano católico al que mis padres me apuntaron de adolescente, y lo de menos es que fuera católico, pero lo era, me negaba a ducharme en aquellos túneles de lavado donde todos se miraban sin querer mirarse, y algunos se miraban con deseo de ser mirados, sin miramientos y con admiración. Así que esperaba hasta encontrar un momento en que las duchas estaban vacías.

    Tengo en gran estima el pudor y el deseo de intimidad, porque muchas veces el uno y el otro son signo de inteligencia y, sobre todo, de sentido estético. La carne humana desnuda y expuesta en el escaparate, y menos la mía, nunca me ha parecido digna de admiración, y ni siquiera digna, a secas.

    En cuanto a su afirmación de que no compra nada que no quiera comprar... me parece tremendamente simplista, y me aterroriza pensar que muchos millones de seres humanos piensen lo mismo que usted. No se trata de querer o no querer comprar algo, sino de saber si nuestro deseo no está creado, como se crean los intereses.



    Comentado por: Ramón Machón el 27/6/2006 a las 10:42

  • Perdone señor Javierus, por curiosidad se refiere al 'Catullus', es que no entiendo su frase en inglés, bueno no entiendo a Zukofsky, hay un artículo que dice que Zukofsky 'übertragungen' y dice:'wie man an diesem beispiel sieht: ille mi par esse videtur'; pero si me puede dar el sentido que le da Zukofsky a 'carmen' se lo agradeceré.

    Comentado por: vic el 27/6/2006 a las 10:27

  • “Las principales fuentes de control son:…, (y) por supuesto todos nuestros pasos por Internet (éste mismo, por ejemplo)”. En evitación de esos controles, practicamos el embozamiento o el enmascaramiento, aunque sea un poco infantil y harto incómodo eso de olvidar tu nombre de pila y tu apellido del registro. Pese a que le pese, este anonimato juguetón, a Juan Díez del Corral. Libertad aparente, de movimientos; aunque en el fondo todos estamos dentro del saco y del expolio. ¡Ojo!, ¡cuidado con lo que dices!

    Comentado por: El Pozo y El Numa el 27/6/2006 a las 09:44

  • Ayer sobre esta hora me enteré de que me hablaban con ironía y yo no me había dado cuenta; hoy me informa el Sr. Azúa de la existencia del "ojo que lo ve todo" ¡y yo sin enterarme!

    ¿Por qué tengo la sensación de que a partir del párrafo del comisario quinielista el texto de desmigaja? Creo que porque agolpa supuestos no razonados y consecuencias no explicadas:

    1. Supongo que la broma de las ballenas es para que hasta los tontos nos demos cuenta de que lo de la democracia es irónico. Entonces: se ha de definir que se entiende por democracia y si la sociedad actual no lo es (por lo de los cajeros en los supermercados y el teléfono móvil), qué es entonces. Y también, de paso explicar cómo es que ahora que los Hitler, Stalin & Co. lo tendrían tan fácil, no están aquí para disfrutar. ¿Casualidad o efecto-causa?

    2. La existencia del "ojo" se supone que no admite duda. Y se añade que nadie nos los ha explicado porque ¡no hemos querido!. Si quisiéramos saber, preguntaríamos y nos lo explicarían sin falta. Porque claro, cuando algo nos importa tiene siempre respuesta. Las opciones de que el tal ojo no exista, de que si existe no tenga cabeza y de que siendo ambos hechos ciertos e importándonos (con toda razón entonces) el asunto, de todos modos no se hos responda no merecen consideración.

    3. No podían faltar los "realmente poderosos", ya que una vez supuesto el ojo que todo lo ve hay que explicar la persistencia del mal. Y esto se hace en una última frase, cuya redacción me suena a desmoronamiento (como una voz que va bajando el tono a medida que se escucha (¿extrañada?) a sí misma: "... porque pueden pagarse los mecanismos técnicos necesarios para neutralizar a los mecanismos técnicos enfrentados." ¡Vamos hombre!

    Con cuatro deas como éstas se hizo una película. Con Mel Gibson (no se quejará) en el papel del Sr. Azúa.

    Comentado por: ortega el 27/6/2006 a las 09:13

  • ¿De verdad nos importa tanto que nos miren? Si no tenemos nada que ocultar, ningún vicio o pecado público, qué mas da. Yo doy mis datos reales en internet, en los foros, no me obsesiono por las cámaras que me vigilan, no soy poderoso ni delincuente, no tengo nada, a nada temo, duermo a pierna suelta, qué me importa que me miren, si entro o salgo; no voy a comprar nada que no quiera comprar ni a hacer nada que no quiera hacer, no me siento intimidado ni he visto mi libertad coartada en ningún momento. La decepción viene por otro sitio, no por los sistemas de vigilancia.

    Comentado por: Spidigonzalez el 27/6/2006 a las 09:06

  • Perdone usted, amigo (insisto) mi torpeza en el teclado. Efectivamente me refería a ellos.El segundo,incluso, como "Ille mi par esse uidetur", etc.sigue funcionando muy bien o también como "He'ell hie me, par is he? the God divide her" en la versión de Zukofsky. Tengo mi Liddlle y a los Goodwin y Smyth e intento recuperar por mi cuenta el griego perdido. No soy ningún experto.Sólo un proyecto de aprendiz. ¡A mis años!

    Comentado por: Javierus el 27/6/2006 a las 08:47

  • Y yo que me creía que hoy sí, que hoy abría plaza... bueno.

    Al señor Javierus y sin ánimo de ser excesivamante quisquilloso.

    Confieso que lo de 'piokilóthron' me dejo k.o, se refería a 'poikilótrhon aganat'Afrodita, pai díos doloploke...'= 'Divina Afrodita, de trono dorado, te ruego, hija de Zeus...', o quizá se refería usted a 'poikollo'= 'hablar con habilidad y astucia'; y con lo de 'faínetai moi', en 'faínetai moi kenos isos theoisin...'='me parece igual que un dios...', quizá se refería a 'os g'emoi fainetai'= 'al menos a mí me parece'... vamos pregunto..., qué pena que no esté por aquí el señor A59 para sacarnos de algunas cuitas.

    Saludos y perdone hombre.

    Comentado por: vic el 27/6/2006 a las 08:20

  • "Vigilar y castigar" de Foucault. La sociedad de control, desde las mónadas de Leibniz y el panóptico de Bentham, hasta el horror de nuestra vida cotidiana.

    Comentado por: zopenco el 27/6/2006 a las 08:01

Deja un comentario




Tu correo electrónico:


Escribe los caracteres de la imagen (para evitar SPAM):

Comentario:


Foto autor

Biografía

Félix de Azúa nació en Barcelona en 1944. Doctor en Filosofía y catedrático de Estética, es colaborador habitual del diario El País. Ha publicado los libros de poemas Cepo para nutria, El velo en el rostro de Agamenón, Edgar en Stephane, Lengua de cal y Farra. Su poesía está reunida, hasta 2007, en Última sangre. Ha publicado las novelas Las lecciones de Jena, Las lecciones suspendidas, Ultima lección, Mansura, Historia de un idiota contada por él mismo, Diario de un hombre humillado (Premio Herralde), Cambio de bandera, Demasiadas preguntas y Momentos decisivos. Su obra ensayística es amplia: La paradoja del primitivo, El aprendizaje de la decepción, Venecia, Baudelaire y el artista de la vida moderna, Diccionario de las artes, Salidas de tono, Lecturas compulsivas, La invención de Caín, Cortocircuitos: imágenes mudas, Esplendor y nada y La pasión domesticada. Los libros recientes son Ovejas negras, Abierto a todas horasAutobiografía sin vida (Mondadori, 2010) y Autobiografía de papel (Mondadori, 2013)Una edición ampliada y corregida de La invención de Caín ha sido publicada por la editorial Debate en 2015; Génesis (Literatura Random House, 2015). Nuevas lecturas compulsivas (Círculo de Tiza, 2017) y Volver la mirada, Ensayos sobre arte (Debate, 2019) son sus últimos libros.  Escritor experto en todos los géneros, su obra se caracteriza por un notable sentido del humor y una profunda capacidad de análisis. 

En junio de 2015, fue elegido miembro de la Real Academia Española para ocupar el sillón "H".

 

Bibliografía

 




 

Ensayo

Volver la mirada (2019). Debate, España.

Nuevas lecturas compulsivas (2017). Círculo de Tiza, España. 

La invención de Caín (2015). Mondadori, Barcelona. 

Contra Jeremías (2013). Mondadori, Barcelona.

Contre Guernica, Prefacio para Antonio Saura (2008). Archives Antonio Saura, Genève.

 La pasión domesticada (2007). Abada, Madrid.

Ovejas negras (2007), Bruguera, Barcelona.

Cortocircuitos. Imágenes mudas (2004). Abada, Madrid.

La invención de Caín (1999). Alfaguara, Madrid.

Baudelaire y el artista de la vida moderna (reedición) (1999). Anagrama, Barcelona.

Lecturas compulsivas. Una invitación (1998) Anagrama, Barcelona.

Salidas de tono (1996). Anagrama, Barcelona.

Diccionario de las artes (1995). Planeta, Barcelona.

Baudelaire y el artista de la vida moderna (1992). Pamiela, Pamplona.

Venecia (1990). Planeta, Barcelona.

El aprendizaje de la decepción (1989). Pamiela, Pamplona.

La paradoja del primitivo (1983). Seix Barral, Barcelona.

Conocer a Baudelaire y su obra (1978). Dopesa, Barcelona.

 

Novelas y prosa literaria

Génesis (2015). Literatura Random House, Madrid. 

Autobiografía de papel (2013). Mondadori, Barcelona. 

Autobiografía sin vida (2010). Mondadori, Barcelona.

Abierto a todas horas (2007). Alfaguara, Madrid.

Esplendor y Nada (2006). Lector, Barcelona.

Momentos decisivos (2000). Anagrama, Barcelona.

Demasiadas preguntas (1994). Anagrama, Barcelona.

Cambio de bandera (1991). Anagrama, Barcelona.

Diario de un hombre humillado (1987). Anagrama, Barcelona.

Historia de un idiota contada por él mismo, o el contenido de la felicidad (1992), Anagrama, Barcelona.

Mansura (1984). Anagrama, Barcelona.

Última lección (1981). Legasa, Madrid.

Las lecciones suspendidas (1978). Alfaguara, Madrid.

Las lecciones de Jena (1972). Barral E., Barcelona.

 

Relatos

"Quien se vio", Tres cuentos didácticos (1975). La Gaya Ciencia, Barcelona.

"La venganza de la verdad" (1978). Hiperion nº1, Madrid.

"Herédame" (6 y 7 agosto 1985). El País, Madrid.

"El trencadizo", con grabados de Canogar (1989) Antojos, Cuenca.

"La pasajera" (18 nov. 1990). El País, Madrid.

"La resignación de la soberbia", Los pecados capitales (1990). Grijalbo, Barcelona.

El largo viaje del mensajero (1991) Antártida, Barcelona.

Cuentos de cabecera ("La pasajera" y "La segunda cicatriz") (1996). Planeta NH.

"El padre de sus hijos" (1998). Barcelona, un día, Alfaguara, Madrid.

"La verdad está arriba" (1998). Turia, Teruel.

 

Poesía

Última Sangre. Poesía 1968-2007 (2007). Bruguera, Barcelona.

Poesía 1968 1988 (1989). Hiperion, Madrid.

Farra (1983). Hiperion, Madrid.

Siete poemas de La Farra, con un grabado de A. Saura (1981). Cuenca.

Poesía 1968 78 (1979). Hiperion, Madrid.

Pasar y siete canciones (1977). La Gaya Ciencia, Barcelona.

Lengua de cal (1972). Visor, Madrid.

Edgar en Stéphanie (1971). Lumen, Barcelona.

El velo en el rostro de Agamenon (1970) El Bardo, Barcelona.

Cepo para nutria (1968). Madrid

Premios

1987 Premio Anagrama de Novela.

2000 Premio a la cultura "Sebetia-Ter" del Centri di Studi di Arte e Cultura di Napoli".

2001 Premio a la tolerancia de la "Asociación por la Tolerancia", Barcelona.

2011 Premio González-Ruano de Periodismo

2014 Premio Internacional de Ensayo José Caballero Bonald

2015 Premio Francisco Cerecedo de la Asociación de Periodistas Europeos 

Página diseñada por El Boomeran(g) | © 2020 | Fundación Formentor | Barceló Torre de Madrid. Plaza de España, 18 28008 Madrid (España) | | Aviso Legal | RSS

Página desarrollada por Tres Tristes Tigres